Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Medio Ambiente veta una autovía de 150 kilómetros entre Cuenca y Teruel por su impacto ambiental

Deja a la ciudad aragonesa sin una de las vías rápidas de unión con Madrid.- Es la segunda declaración negativa

El Ministerio de Medio Ambiente ha decidido vetar la construcción de la autovía entre Cuenca y Teruel (de 139 kilómetros y con un presupuesto estimado de 519 millones de euros) por su elevado impacto ambiental. La Declaración de Impacto Ambiental se publicará mañana en el Boletín Oficial del Estado y supone un freno para el Ministerio de Fomento, que planeó la autovía en 2000 para unir Tarragona y Córdoba a través de Cuenca para unir por autovía Teruel y Madrid y descongestionar la autopista del Mediterráneo. La declaración de impacto ambiental estaba pendiente desde 2003. Teruel se queda así sin una de las dos autovías con las que el Gobierno pretendía unirla con Madrid.

El proyecto de autovía reconocía que tendría un impacto sobre el espacio protegido del "Hoces del Cabriel, Guadazaón y Ojos de Moya" o zonas con águila azor perdicera, una especie en peligro de extinción, según Ecologistas en Acción. WWF/Adena había calificado la autovía como una de las 10 obras más dañinas con el medio ambiente. A principios de los noventa, la oposición de Castilla-La Mancha a que la autovía entre Madrid y Valencia afectase a las Hoces del Cabriel retrasó la obra durante años.

Esta es la segunda gran autovía que veta completamente Medio Ambiente. En mayo de 2007, Medio Ambiente ya vetó la construcción de la autovía Córdoba-Toledo por atravesar zonas protegidas y hábitat prioritario de lince y lobo íbérico, entre otras especies.

El veto llega además en pleno plan para relanzar la obra pública y generar puestos de trabajo y cuando los ecologistas temían que Medio Ambiente relaje las declaraciones de impacto ambiental tras el anuncio de José Luis Rodríguez Zapatero -luego no concretado- de que reduciría el plazo de tramitación. Ecologistas en Acción aplaudió la decisión de Medio Ambiente como "una buena noticia" pero alerta de que hay nuevos proyectos -como la autovía Maqueda-Ávila- que afectan a espacios de gran valor ambiental.