Montilla dice que retrasar el desarrollo estatutario puede socavar la estabilidad política

Advierte a Zapatero de que Cataluña no es moneda de cambio y que no se va a subordinar a la política española

La "desafección" de Cataluña hacia España de la que José Montilla alertó en Madrid el pasado otoño tiene solución. El presidente de la Generalitat ha expuesto hoy un decálogo de medidas que el Gobierno central debe afrontar para evitar este alejamiento, unas medidas basadas en el desarrollo rápido del Estatuto y, sobre todo, en alcanzar un acuerdo para la nueva financiación de Cataluña.

"Si hay una actitud dilatoria con el desarrollo del autogobierno de Cataluña por parte del Gobierno de España sería un grave problema para la estabilidad política", ha alertado en Madrid el presidente de la Generalitat.

Más información

El decálogo de medidas que según Montilla debe afrontar el Gobierno que salga de las urnas el próximo 9-M comienza por la negociación del sistema de financiación y pasar por agilizar el traspaso de competencias pendientes, para dotar al aeropuerto de Barcelona de un modelo de gestión descentralizada y por una mayor participación de las comunidades autónomas en la toma de decisiones. "Se trata simplemente de cumplir lo acordado", resumió Montilla en referencia al Estatuto aprobado en 2006.

En una conferencia organizada por Europa Press, el presidente de la Generalitat también ha alertado una vez más de que el Gobierno tripartito catalán debe quedar a salvo de los eventuales pactos que se hagan en Madrid tras el 9-M. Así, ha advertido a José Luis Rodríguez Zapatero -sin citarle- que no piensa "subordinar" la política catalana a la "lógica de la política española". La advertencia llega después de que el presidente del Gobierno haya lanzado reiteradas llamadas al entendimiento entre el PSOE y Convergència i Unió.

Lo más visto en...

Top 50