Condenados a una multa de 2.700 euros cada uno de los jóvenes que quemaron fotos de los Reyes

Jaume Roura y Enric Stern son acusados de delitos de injuria a la Corona por la quema de fotos de los Reyes el pasado 13 de septiembre en Girona

El Juzgado Central de lo Penal de la Audiencia Nacional ha condenado a Jaume Roura y Enric Stern a una multa de 2.730 euros cada uno por un delito de injurias graves contra la Corona tras quemar varias fotografías de los Reyes el pasado 13 de septiembre en Gerona.

"No pueden atacar a las instituciones"

El magistrado José María Vázquez Honrubia ha anunciado su sentencia al término del juicio celebrado hoy, y ha considerado más positivo que los acusados paguen una multa y no ingresen en prisión para que aprendan "que pueden tener las ideas que quieran, pero que no pueden atacar a las instituciones básicas del Estado".

Los dos jóvenes condenados han asegurado al término del juicio que volverían a hacerlo al tiempo que han denunciado "el menosprecio del Estado español y la Justicia española contra el pueblo catalán".

Un año y tres meses

El Ministerio Público, representado por el fiscal Ignacio Gordillo, pedía para los acusados una pena de un año y tres meses de prisión, al considerarles autores del citado delito con la agravante de disfraz, ya que ambos portaban capuchas sobre la cabeza para no ser identificados.

El 21 de septiembre, Roura declaró ante el juez Santiago Pedraz, quien le dejó en libertad sin medidas cautelares a pesar de que la Fiscalía había solicitado la imposición de una fianza de 10.000 euros. Ese mismo día, el juez solicitó a los Mossos d'Esquadra la identificación del otro encapuchado, Stern, quien finalmente fue localizado y llamado a declarar, comparecencia que tuvo lugar el viernes 28 de septiembre.

Quemas de apoyo

En esa ocasión, Pedraz también decidió dejar en libertad sin ninguna medida cautelar al imputado, si bien el Ministerio Fiscal había pedido que Stern tuviera que presentarse quincenalmente ante los juzgados. Tras la imputación de Roura y Stern se sucedieron en distintos lugares de Cataluña manifestaciones y concentraciones en solidaridad con los acusados, en las que, en muchas ocasiones, también se quemaron retratos de los Reyes.

Debido a estas manifestaciones de apoyo, un total 18 personas que participaron en la quema colectiva de retratos de los Reyes el día 22 en Gerona declararon como imputados ante el juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska. El pasado 30 de octubre Grande-Marlaska dio traslado a la Fiscalía de las diligencias abiertas contra estas 18 personas para que decida si presenta acusación contra ellas o pide el sobreseimiento de la causa.

En la concentración celebrada ayer en apoyo a los jóvenes, se exhibieron fotos del presidente venezolano, Hugo ChávezATLAS

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50