Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Alemania no financiará las pelucas de los calvos

Un juez se niega a que el Estado pague los implantes capilares de un ciudadano

Los calvos alemanes no están de suerte. La generosa Seguridad Social de su país no financiará sus problemas capilares. Así parece que va a suceder, después de que un juez de Renania dictaminara que el Estado no pagará los implantes de un ciudadano.

El afectado había argumentado que padece calvicie desde la niñez para convencer a Sanidad de que se hiciera cargo de su problema. Pero la Seguridad Social no ha hecho caso de sus peticiones. Normalmente, sólo pagan los problemas capilares de niños y mujeres.

"La función protectora del pelo para el sol y el frío se puede fácilmente sustituir por un sombrero", ha dicho el juez. "La Seguridad Social no tiene por qué pagar para eso".

Es bien conocido que el sistema alemán financia viajes a spa y operaciones de pecho. Pero parece que, por el momento, no va a pasar de ahí.