Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PRESUPUESTOS GALICIA

Mosquera dice 40% del gasto va a sanidad y oposición denuncia privatización

La conselleira de Sanidad, Rocío Mosquera, (c) comparece en la comisión de Economía del Parlamento para presentar las cuentas autonómicas de su departamento para el próximo año, esta tarde en Santiago. Ampliar foto
La conselleira de Sanidad, Rocío Mosquera, (c) comparece en la comisión de Economía del Parlamento para presentar las cuentas autonómicas de su departamento para el próximo año, esta tarde en Santiago. EFE

El presupuesto autonómico de sanidad para 2014 ascenderá a 3.398 millones de euros, una cifra que supone el 40 por ciento de la inversión total de la Xunta, lo que para la conselleira Rocío Mosquera refleja el compromiso del Gobierno con el sistema sanitario público mientras la oposición denuncia su "privatización" y el "ataque" a los profesionales.

En su intervención para presentar los presupuestos ante la Comisión de Economía y Hacienda del Parlamento gallego, Mosquera ha refrendado la apuesta de la Xunta por el sistema público, aunque ha reconocido que éste necesita "cambios" para adaptarse a la realidad actual, para lo que ha tendido la mano a la oposición.

"Creemos en la sanidad. Trabajamos para mantenerla y mejorarla", ha afirmado Mosquera, quien ha rechazado las acusaciones de "descapitalización" del Servizo Galego de Saúde y "ataque" a los profesionales del sistema sanitario público.

El presupuesto del Sergas para 2014 ascenderá a 3.326 millones de euros, de los que el 44 por ciento (1.466 millones de euros) estarán destinados a los profesionales.

Asimismo, ha avanzando que continuará la convocatoria de 176 nuevas plazas de facultativos -la oposición ha recordado que ya fue anunciada el pasado año- y se iniciarán los trámites para una nueva oferta de empleo público para médicos de familia y enfermería.

El nuevo plan de recursos humanos que prepara el Sergas incluye la habilitación de áreas de gestión clínica, una medida que Mosquera defiende como herramienta para incorporar a los profesionales en la gestión de los recursos, mientras la oposición teme que sea una herramienta para modificar las retribuciones de los profesionales.

La portavoz socialista en esta comisión, Carmen Acuña, ha denunciado el "ataque" a los profesionales del sistema sanitario con jubilaciones forzosas y rebajas salariales que Mosquera ha rechazado insistiendo en que su objetivo es crear un sistema retributivo que "distinga a los mejores"

Las críticas de la oposición se han centrado en el cambio de modelo que, a su entender, suponen estos presupuestos al favorecer la privatización del sistema.

La portavoz del BNG, Montserrat Prado, ha denunciado la "carrera desenfrenada hacia el desmantelamiento de la sanidad pública" para beneficio de la "privada", un argumento repetido por sus homólogas de PSdeG, Carmen Acuña, y de AGE, Eva Solla.

El copago, la exclusión de más personas del sistema sanitario -negado por el portavoz del PP, Miguel Santalices, y por la propia conselleira-, y el acceso de la concesionarias privadas al historial clínicos de los pacientes, han sido otras de las críticas.

Sobre este último asunto, la portavoz socialista ha augurado la presentación de un recurso judicial por vulnerar la Ley de protección de datos.

Entre las prioridades de la Xunta para la modernización el sistema sanitario, la atención a la cronicidad ocupa un lugar preferente dado el envejecimiento poblacional de Galicia -con un 7,2 por ciento de personas mayores de 80 años-, que conlleva un incremento de las patologías crónicas que consumen el 20 por ciento de los recursos.

Para ello, la Consellería prepara un estrategia de atención especial que presentará en el primer trimestre de 2014.

La lucha contra la obesidad, campañas de vacunación y de prevención sobre las enfermedades sexuales, serán otras de las prioridades.

Otras de las claves en la propuesta de la Xunta es mejorar la eficiencia del sistema -reduciendo el gasto farmacéutico con un coste de 1.000 millones-, impulsar la investigación e incorporar las nuevas tecnologías a la práctica asistencial fomentando la telemedicina y procediendo a la digitalización de toda el historial clínico.

La modernización tecnológica supondrá en 2014 una inversión de 88 millones de euros a través de la fórmula del socio tecnológico que ha sido duramente criticada por la oposición.

El capítulo de inversiones contará con un presupuesto de 122 millones de euros que permitirán continuar con el plan director de los hospitales de A Coruña y Ourense (13 y 23 millones de euros respectivamente), la licitación de 15 centros de salud (28 millones), la ampliación del hospital del Salnés (3,5 millones de euros) y la conclusión del nuevo hospital de Vigo (2 millones de euros).

Solla ha calificado estas inversiones de "fraude" al haber sido en su mayoría anunciadas anteriores ejercicios y no ejecutadas.

Por su parte, Santalices ha defendido la gestión de la Xunta y ha asegurado que Galicia es la Comunidad autónoma "con la mejor cobertura para la población", con una calidad del sistema recogido en las estadísticas de calidad asistencial.

Entre sus peticiones, el portavoz del PP ha pedido a la conselleira que agilice la inversión en el Hospital de Ourense dadas las deficiencias en la atención existentes.