CHINA UE

China aprovecha la crisis para duplicar sus inversiones en empresas de la UE

El primer ministro chino, Wen Jiabao, el pasado 20 de septiembre en la Cumbre de la Unión Europea y China. EFE/Archivo
El primer ministro chino, Wen Jiabao, el pasado 20 de septiembre en la Cumbre de la Unión Europea y China. EFE/ArchivoEFE

Esta cifra de inversiones supone el doble que la del segundo trimestre de 2011 y también cerca de dos veces la del primer trimestre de 2012, según las estimaciones de la inversora de capital riesgo A Capital que recoge hoy el diario "South China Morning Post".

"China cree que puede conseguir activos baratos en la UE con esta crisis de deuda, mientras las empresas chinas están en la espera de conseguir activos como instalaciones portuarias en el sur de Europa, porque esperan poder hacerse con ellas a menor precio", destacó el analista Bernd-Uwe Stucken, del bufete británico Pinsent Masons.

Países como Portugal y Grecia ya se han visto obligados a vender activos estatales, lo que ha despertado la atención de las firmas chinas hacia estos y otros países, como España.

De esta manera, la crisis ha hecho que las firmas europeas vean con menos recelo la posibilidad de una inversión china, indicó André Loesekrug-Pietri, presidente de A Capital.

En España, en junio pasado la Corporación de Inversiones de China (CIC, el brazo inversor de Pekín) se hizo con el 7 por ciento del operador de satélites Eutelsat que estaba en manos del grupo de infraestructuras español Albertis, al que compró esos activos por 385,2 millones de euros (498,7 millones de dólares).

De la misma manera, la operadora china de la Presa de las Tres Gargantas, la mayor hidroeléctrica china, se hizo con el 21,35 por ciento de la estatal lusa Energias de Portugal (EDP) por 2.690 millones de euros (3.482 millones de dólares).

Según un informe de la Red de Investigación y Asesoramiento entre Europa y China (ECRAN), un organismo comunitario que aconseja a la UE en sus relaciones con el gigante asiático, "hace dos o tres años no habríamos visto acuerdos de este tipo".

"Cada vez más inversores chinos están haciéndose con participaciones minoritarias en empresas europeas, lo que es una aproximación muy inteligente, ya que reducen sus riesgos, aumentan su apoyo (en cada país) con socios locales y aprenden cómo gestionar una empresa extranjera", resume el informe.

De hecho, "las mejores empresas no están en venta", pero "hacerse con una participación minoritaria, sin embargo, puede ser una manera muy eficiente de entrar en una empresa que de cualquier otra manera sería inaccesible", coincide Loesekrug-Pietri.

Por otra parte, muchas empresas chinas están aprovechando la situación en Europa para adquirir tecnología y transferirla a su producción en su propio país, sobre todo en sectores como automoción y maquinaria industrial, señaló Stucken.

"Las empresas chinas quieren conocimientos y aprender, pero no producir en Europa", resumió, como ocurrió por ejemplo con la compra de la firma sueca de automóviles Volvo por la productora privada Geely en 2010, no para vender coches en Suecia sino para producir y vender coches en mercados con demanda masiva como Irak.

Normas
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS