Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La deuda de las comunidades sube con fuerza y marca un récord a cierre de junio

El pasivo de las autonomías aumenta más de un 23% frente al segundo trimestre de 2010 y alcanza los 133.172 millones, el 12,4% del PIB. -La deuda del Estado rebasa el 65% con más de 700.000 millones

El Banco de España ha publicado hoy los datos de deuda de las Administraciones Públicas a cierre del segundo trimestre de 2011. Y el retrato, aunque ya se preveía malo, confirma que el endeudamiento de las comunidades ha crecido con fuerza en la primera mitad del año hasta marcar varios hitos históricos. En concreto, la deuda de las regiones repuntó en más de un 23% frente a junio de 2010 y un 7% con respecto a marzo hasta alcanzar su valor más alto de toda la serie histórica con 133.100 millones. Además, frente al conjunto del PIB, el pasivo acumulado por las autonomías, cuya ejecución presupuestaria está siendo escrutada al detalle tanto desde el interior como el exterior del país por los riesgos de que den al traste con los objetivos de déficit del Gobierno, se incrementó al 12,4%, otro máximo.

La deuda del conjunto del Estado también aumentó en este periodo, aunque en menor proporción con un repunte del 16%, y superó los 700.000 millones de euros, su nivel más alto desde diciembre de 1990, fecha en la que el Banco de España empezó a registrar esta estadística. En términos de PIB, equivale al 65,2%, también otro récord. Bajando al detalle, la Administración Central responde por el 49,4% de la deuda pública en relación al PIB, que es el equivalente a 531.994 millones, una cifra que aumentó por debajo del 15%. En cuanto a los Ayuntamientos, su pasivo creció un 3% hasta los 37.640 millones, lo que supone un 3,5% del PIB.

La región donde más subió la deuda en porcentaje fue Murcia, con un incremento del 15,8%, seguida de Castilla y León, que hizo lo propio en un 14,4%. Teniendo en cuenta el volumen total del pasivo, la comunidad con mayor volumen de deuda fue nuevamente Cataluña, con 38.530 millones de euros, cantidad que representa el 28,9% del total de la deuda acumulada en el conjunto de las autonomías. Por detrás se situó la Comunidad Valenciana (20.547 millones de euros), que se mantiene en esta posición por delante de Madrid, cuya deuda ascendió a 14.798 millones de euros. Entre las tres, acumulan el 55,47% del total del endeudamiento regional.

Por último, las empresas públicas de la administración central cerraron el segundo trimestre con una deuda de 31.521 millones (el 2,9% del PIB), y el 15,9% más. Las de las comunidades autónomas tuvieron una deuda de 16.341 millones (el 1,5% del PIB), lo que representa un aumento del 7,98% más que en los primeros seis meses del pasado año. Las empresas de los ayuntamientos registraron una deuda de 9.133 millones (el 0,8% del PIB), el 8,88% más.

En cuanto a los ayuntamientos, que han recibido en los últimos meses un balón de oxígeno con las líneas de crédito del ICO para pagar a proveedores y evitar seguir aumentando su deuda, Madrid seguía teniendo a cierre de junio la deuda más alta entre todos los consistorios españoles con 6.819,4 millones, aunque logró reducir su pasivo en 325,6 millones, un 4,55% menos frente al mismo período de 2010. Pese a ello, también representaba casi dos tercios -el 63,3%- de la de las seis grandes ciudades del país y algo menos de la mitad -el 46,27%- de la de todas las capitales de provincia.

El otro ayuntamiento entre las seis ciudades con más de medio millón de habitantes que logró reducir su deuda en los últimos 12 meses fue Sevilla, en un 7,13% hasta los 482 millones de euros. Por el contrario Barcelona aumentó su deuda un 37,40% hasta los 1.091 millones, Málaga un 3,23 hasta 735 millones, Zaragoza un 2,36% hasta 778 millones y Valencia un 0,58% hasta 867 millones de euros.