Moller-Maersk, la primera naviera del mundo, quiere entrar en el negocio del petróleo

La compañía de transporte marítimo avanza en sus conversaciones con la estadounidense Kerr-McGee para comprar su negocio en el Mar del Norte

Moller-Maersk, la mayor naviera del mundo, avanza en las conversaciones para la compra al productor independiente de petróleo y gas de EEUU Kerr-McGee de todo su negocio en el mar del Norte, según informa hoy el diario londinense Financial Times. La operación, que es la de mayor envergadura en esta región petrolífera, está valorada en unos 3.000 millones de dólares, unos 2.250 millones de euros.

El abandono por Kerr-McGee de todas sus actividades en el Mar del Norte se produce después de una guerra interna con el multimillonario financiero estadounidense Carl Icahn, que compró una parte de su capital este año y que reclama acciones que aumenten el valor de sus títulos.

Esas medidas incluyen la venta de los activos considerados como no esenciales, entre ellos su sector químico. Kerr-McGee es actualmente el mayor productor y vendedor de dióxido de titanio del mundo.

Kerr-McGee ya había anunciado a sus inversores que iba a comprar 4.000 millones de sus propias acciones, para impedir que Icahn ocupe un puesto en el consejo de administración. La empresa estadounidense, que tiene su sede en Oklahoma City, contaba con activos globales y unas reservas demostradas de más de 1.200 barriles de petróleo a finales de 2004.

Sus actividades en el mar del Norte producen diariamente 63.000 barriles de petróleo y de gas, y se centran sobre todo en los campos de Gryphon, Janice, Leadon y Tulloch.

Esas reservas representaban a finales de 2004 el 20% del total controlado por Kerr-McGee y aproximadamente un 25% de sus volúmenes de producción.

Lo más visto en...

Top 50