Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El presidente del BCE muestra su preocupación por la imparable subida del euro frente al dólar

Los operadores estiman que la moneda única cotizará por encima de 1,35 dólares antes de que acabe el año

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet, se ha manifestado hoy sobre la subida meteórica de la moneda única contra el billete verde. Trichet ha dejado clara su preocupación por esa tendencia, que llevó al euro a cotizar a un máximo histórico de 1,3331 dólares en Francfort la semana pasada. En la sesión de hoy, la moneda única ha frenado su carrera alcista y que hoy cotizaba a las 17.30 se cambiaba a 1,3279 dólares. Mientras, el BCE fijaba el cambio oficial en 1,3247 dólares.

"Saben cómo de clara es mi posición. Las recientes subidas son mal recibidas. Tan simple como eso", ha afirmado Trichet en un seminario celebrado en Viena para analizar las economías del sureste de Europa.

Trichet ha calificado además como "brutales" las fuertes oscilaciones del tipo de cambio del euro contra el dólar en los pasados meses para impedir una ulterior apreciación de la divisa comunitaria. Cada vez son más numerosas las peticiones de que el BCE intervenga en los mercados para frenar la imparable alza del euro, que perjudica la competitividad de las exportaciones europeas en los países que facturan en dólares.

Hoy se ha conocido también que Trichet ha contestado por escrito a una pregunta de un eurodiputado pidiendo a EE UU que reduzca su déficit por cuenta corriente, y a sus ciudadanos que aumenten el ahorro. El máximo responsable de la entidad emisora seguramente ampliará estas afirmaciones el jueves, en la conferencia de prensa mensual que celebra, tras la reunión del consejo de gobierno del BCE.

Más de 1,35 dólares, antes de que acabe el año

La pasada semana estuvo marcada en el terreno económico por la continuada senda alcista que alcanzó el euro en su cambio con el dólar. Los rumores del viernes, posteriormente desmentidos, de que el banco central chino había vendido bonos del tesoro estadounidense de sus reservas en dólares para no perder dinero con la depreciación, llevó a la divida europea a un nuevo récord ante el billete verde.

Los operadores de los mercados de divisas opinan que la moneda única puede alcanzar en breve la marca de los 1,35 dólares, como muy tarde a finales de año.