Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vivienda suspende la publicación de estadísticas sobre los precios

El 40% del presupuesto del depratamento se destinará a ayudas pago de entrada

El Ministerio de Vivienda ha decidido suspender temporalmente la publicación de las estadísticas sobre la evolución de los precios de las viviendas en España hasta que cuente con un Departamento de Estadística propio.

La ministra de Vivienda, María Antonia Trujillo, ha anunciado que su departamento no continuará con la publicación periódica de estadísticas sobre precios de viviendas, a pesar de que al llegar el PSOE al Gobierno sí informó de los correspondientes al primer trimestre del año. Sin embargo, desde entonces no han sido actualizados, debido, según Trujillo, a que el Ministerio aún no cuenta con un departamento propio de estadística que dé homogeneidad y seriedad a los datos que se publican sobre la evolución de los precios de las viviendas.

De hecho, la ministra ha asegurado que la mayor parte de esos datos procede del sector privado y, "en muchas ocasiones, crean entre los ciudadanos incertidumbres y preocupaciones innecesarias". Trujillo considera necesario, por tanto, crear un Departamento de Estadística del Ministerio de Vivienda que obtenga los datos de fuentes "fiables", entre las que citó los notarios y los colegios de registradores.

Este departamento no se creará al menos hasta que la sede del Ministerio, creado en esta legislatura, se traslade al número 112 del madrileño Paseo de la Castellana, donde estuvo ubicado el Instituto Nacional de Reforma y Desarrollo Agrario (Iryda) y que ahora, según fuentes del Ministerio, está vacío.

Presupuestos detallados

Trujillo ha detallado hoy las cuentas de su departamento, en las que destaca el 40% dedicado el año que viene -887,6 millones de euros- a ayudas para facilitar el pago de la entrada de una vivienda, lo que supone un incremento del 87% respecto a la cantidad presupuestada para el 2004.

La ministra de Vivienda ha detallado que esas ayudas cubrirán entre el 5 y el 11% del precio y se otorgarán en función de las condiciones particulares del comprador, que preferentemente serán jóvenes o colectivos con especiales dificultades para acceder a una vivienda.

En cualquier caso, los ingresos del solicitante de las ayudas no podrán superar en 3,5 veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), es decir, que deberá ganar menos de 1.610 euros al mes (267.881 de las antiguas pesetas).

Según el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el 2005, los destinados al Ministerio de Vivienda son un 31,7% superiores a la cuantía que se presupuestó para la política de vivienda durante el 2004, lo que supone el mayor de los incrementos registrados por los presupuestos de los diferentes ministerios.

Concretamente, 814,4 millones se destinarán a políticas de vivienda y, de ellos, 347,72 millones para ayudas estatales directas al pago de la entrada de una vivienda, lo que supone casi el 40% del presupuesto de todo el Ministerio y un incremento del 87% respecto al del 2004.

Además de las ayudas directas a la entrada, se destinarán 205,02 millones del presupuesto a subvenciones al alquiler, rehabilitación y promoción de viviendas protegidas, un 31% más que lo presupuestado para este año.

De esta cantidad, el 77% será para otorgar ayudas tanto a inquilinos como a propietarios de viviendas en alquiler, el 15% a la remodelación de centros urbanos y a la recuperación de los degradados y el 7% a la urbanización de suelo para promover viviendas protegidas.

Frente al aumento de estas partidas, hay otras ayudas que descienden, como la subsidiación de préstamos hipotecarios, cuyo importe cae entre este año y el siguiente el 4%, hasta los 186,77 millones, debido -según Trujillo- a que éstos se firmaron con tipos de interés de hasta el 13%, frente al cerca del 3% actual.

También desciende en un 5% el importe que se destinará a la firma de convenios con las Comunidades Autónomas, que se queda en 52,5 millones, según la ministra, quien explicó que esta caída se debe a que la mayoría de los acuerdos ya están casi ejecutados.

Según la documentación facilitada hoy por la ministra, de las 180.000 actuaciones anuales previstas para facilitar el acceso a una vivienda, 84.650 se materializarán en viviendas protegidas para ser vendidas (62.500 de nueva construcción y el resto ya existentes), 46.800 en protegidas para ser arrendadas (15.800 nuevas, 15.000 existentes y 16.000 en subvenciones a los inquilinos). Otras 35.000 actuaciones serán para la rehabilitación de viviendas y las 13.550 restantes para sacar suelo suficiente para promover otras tantas viviendas.

6 millones para la Agencia Pública de Alquiler

El Gobierno está ultimando el proyecto de ley que hará posible la creación de la Agencia Pública de Alquiler, cuya finalidad será dotar de mayor seguridad al sistema de alquiler de viviendas y que funcionará como órgano de intermediación entre las partes. Según ha explicado la ministra de Vivienda, la nueva agencia, que nacerá con un presupuesto de 6 millones de euros, "funcionará como órgano de intermediación con las agencias a nivel local y de las comunidades autónomas, así como con el sector privado y otras instituciones". Asimismo, anunció que el Ejecutivo está trabajando en la creación del registro de demandantes y oferentes de Viviendas de Protección Oficial (VPO), un compromiso adoptado por el PSOE en el programa electoral de los pasados comicios de marzo. Este listado obligará a los propietarios de viviendas protegidas a mantenerlas como tales durante "toda la vida". En el caso de que el propietario de una de estas casas decida venderla, deberá hacerlo a un comprador incluido en el registro. "La vivienda que no esté calificada como protegida de por vida, dejará de recibir ayudas del Gobierno de España", ha señalado Trujillo.

Más información