Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los policías locales dejan de multar por el recorte salarial

Los sindicatos instan a los agentes a trabajar "lo mínimo"

Nada de controles rutinarios, multas de tráfico, o inspecciones de establecimientos. Sólo trabajar "lo mínimo que establece el reglamento", durante siete días. El sindicato Unión de Policía Local y Bomberos (UPLB) ha pedido a unos 10.000 policías locales y 2.000 bomberos de las plantillas andaluzas en las que tienen representación que se sumen a las protestas contra el recorte de sueldos de los funcionarios impuesto por el Gobierno. La iniciativa, bautizada 1ª Semana Andaluza del 0,0, se puso en marcha ayer, y prevé que sólo se actúe cuando un ciudadano lo pida o haya un grave peligro.

La protesta afectará a todas las capitales andaluzas, excepto Huelva, Almería y Sevilla, donde UPLB no tienen representación. Aún así, esto no impide que otras formaciones sindicales propongan la misma actuación. En Sevilla ya está en marcha una iniciativa similar que ha reducido las multas de tráfico un 85%, publicó ayer el Diario de Sevilla. Su impulsor, el Sindicato Profesional de Policías Municipales (SPPM), pretende que no se ponga "ni una sola multa" para protestar por el "tijeretazo".

Los funcionarios solo actuarán si hay peligro o lo pide un ciudadano

En Málaga, UPLB estima que bajarán "drásticamente" las 800 sanciones de tráfico que se interponen cada día, y que recauda el Ayuntamiento. También tocará las los ingresos de la Subdelegación del Gobierno o de la Junta de Andalucía, pues estas administraciones reciben el dinero de las multas por consumo de drogas en la calle o por llevar armas prohibidas, o por inspecciones de establecimientos.

"No hemos visto ningún tipo de actuación seria y coherente de la clase política española para recortar los gastos innecesarios y superfluos de las administraciones antes de recurrir a la vía sencilla de costear parte de la crisis con la congelación de las pensiones y la reducción de los salarios de los empleados públicos", explicaban ayer desde UPLB.

El sindicato policial ha estudiado cómo llevar la protesta a la práctica sin que los agentes se metan en problemas. "La Ley de Seguridad Vial permite corregir al infractor y advertirle, antes de ponerle la denuncia, que es precisamente lo que haremos", explica Francisco Corpas, secretario de UPLB Andalucía. "Si, por ejemplo, se trata de un coche en segunda fila que obstruye el tráfico, y no hace caso al agente, entonces no tendrán más remedio que multarle", añade. Las tareas que los agentes realizan de forma voluntaria suponen un 60% del trabajo diario de las plantillas, según la UPLB.

La 1ª Semana Andaluza del 0,0 terminará el 23 de junio a las siete de la tarde. Este paro encubierto -los cuerpos de seguridad tienen prohibido hacer huelga por ley- se suma a presiones similares anunciadas en las últimas semanas por sindicatos del Cuerpo Nacional de Policía y asociaciones del Guardia Civil.

Sus efectos se están notando en los 2.800 policías nacionales destinados en Málaga, según un mando policial. Dos de los sindicatos con mayor representación en la Costa del Sol, Confederación Española de Policía y Sindicato Unificado de Policía, coinciden en que está teniendo un amplio seguimiento. "Están respondiendo, pero se verá mejor cuando se cumpla un mes o en julio, momento en el que un tercio de la plantilla se vaya de vacaciones", afirma Juan Carlos Gil, secretario regional para Andalucía Oriental de la CEP.

Manuel Expósito, del sindicato SUP, cree que la protesta se reflejará en los ingresos de la Subdelegación del Gobierno malagueña. "Se va a ver ahogada económicamente", estima.

Con peluca

Un grupo de bomberos y policías locales de Sevilla realizó ayer por la tarde una pequeña protesta aprovechando el estreno mundial de la última película de Tom Cruise y Cameron Díaz. Acudieron en sus motos con pelucas multicolor de payaso y arrojaron una pequeña bomba de humo en la entrada del teatro Lope de Vega, donde se iba a proyectar la película, pero no llegaron a encontrarse con los actores de Noche y Día.

El presidente de la sección sindical del Sindicato Profesional de Policías Municipales (SPPM) en el Ayuntamiento de Sevilla, Manuel Bustelo, incidió en que aún no se ha terminado la reparación del sistema de aire acondicionado de la Jefatura de Policía Local de La Cartuja, pese a que se ha cumplido el plazo que dio el Ayuntamiento. Los policías locales de Sevilla se desnudaron el 1 de junio en las puertas de estas instalaciones, también como protesta.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 17 de junio de 2010

Más información