Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Carcajadas para abrir boca

'Que se mueran los feos' recibe una buena acogida en el Festival de Málaga

La química existente entre Javier Cámara y Carmen Machi, un sorprendente y divertido guión y un acertado reparto lograron ayer una excelente acogida para Que se mueran los feos, la primera película de estreno en la sección oficial que compite por la Biznaga de Oro en el 13º Festival de Málaga-Cine Español.

Las continuas carcajadas del público acompañaron el pase de prensa de esta comedia dirigida por Nacho García Velilla (Fuera de carta), cinta que supone el reencuentro de Cámara y Machi seis años después de que el primero abandonase la exitosa serie televisiva 7 vidas, de la que García Velilla fue creador, al igual que de Aída.

En Que se mueran los feos, Cámara es Eliseo, un solterón rural, calvo y cojo que busca desesperadamente su media naranja. Por su parte, Machi encarna a Nati, su cuñada, una mujer abandonada y maltratada por la vida. La muerte de la madre de Eliseo hace que sus caminos se crucen de nuevo, surgiendo entre ellos el amor. Ambientada en un pueblecito rural de Aragón, la cinta cuenta con un acertado reparto que encabezan los veteranos Petra Martínez y Juan Diego, acompañados de Hugo Silva, Tristán Ulloa, María Pujalte, Ingrid Rubio y Julián López, entre otros.

Juana Macías debuta con un drama de angustias femeninas

García Velilla indicó que con esta película, su segundo largometraje y que llega a la cartelera el próximo viernes 23, pretende hacer "una crítica a la obsesión por la estética" que impera en la sociedad actual. "Ya el título es pura ironía. El mensaje de la película es que actualmente parece que se es más feliz si se es más guapo o más rico, pero aquí en cambio el feo es el feliz", explicó el director.

"Creíamos que esta película era un reto para Hugo Silva y Kira Miró, pero nos llevamos una sorpresa Carmen [Machi] y yo cuando descubrimos que éramos los protagonistas", añadió bromeando Javier Cámara.

Por su parte, Carmen Machi, que calificó esta comedia como "un regalo" y "una película para disfrutar", agradeció al director de casting de la película, Luis San Narciso, la perfecta elección de los actores de reparto, agradecimiento que Cámara quiso puntualizar jocoso: "Tampoco ha hecho mucho Luis San Narciso. Todos los de la película somos caballos ganadores, algunos con nuestras propias series..." En la misma línea desenfadada se pronunció Julián López (Pagafantas), quien interpreta a Bertín, un joven disminuido psíquico protagonista de algunos de los gags más hilarantes de la cinta. "El perfil de mi personaje no iba mucho conmigo, acostumbrado como estoy a papeles de hombres duros, atormentados", dijo entre las risas de sus compañeros. Bromista se mostró también Juan Diego, que interpreta al tío de Eliseo, "un personaje al que la vida le está dejando".

El actor calificó de "bestias" a Cámara y Machi, con quienes nunca había coincidido, y se felicitó por el resultado de la película: "El humor es lo que nos salva de no suicidarnos".

Diego también destacó la buena salud de la que, en su opinión, goza el cine español. "Por fin en España se hacen películas sin complejos, en la que se cuenta cómo somos", afirmó el actor.

"Es verdad", añadió García Velilla, "se puede decir que se ha superado eso de la etiqueta de cine español, porque hoy día es muy diverso".

Por otra parte, la directora Juana Macías debuta en el largometraje con Planes para mañana, segunda película de la sección oficial a concurso. Macías plantea un drama de angustias femeninas que se entrecruzan y que protagonizan Carmen Elías, Goya Toledo, Ana Labordeta y Aura Garrido, cuatro mujeres que tienen que tomar una decisión que cambiará sus vidas radicalmente. Macías reconoció ayer que la historia es "dura", pero que incluye un mensaje de "esperanza" sobre la posibilidad de elegir "la vida que cada uno quiera llevar".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 19 de abril de 2010