Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Orihuela patrocina un poemario con ataques a Zapatero y alabanzas al PP

El Ayuntamiento cede el Auditorio e invita a través del servicio de protocolo

El Ayuntamiento de Orihuela, con amplia mayoría absoluta del PP, patrocina la presentación del poemario de Miguel Barcala Candel, El canto del cisne poeta. El volumen, de más que dudosa calidad poética y que se presenta como un homenaje a Miguel Hernández, está plagado de descalificaciones a políticos de izquierda -al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, le califica de "odioso" y al dirigente del PCE, Santiago Carrillo, le llama "asesino"- contiene claras expresiones machistas y un rancio nacional catolicismo.

En cambio, no son escasos los versos que alaban las cualidades de según qué dirigentes del PP. El autor se muestra obsequioso con la alcaldesa de Orihuela, Mónica Lorente, halagador con el ex alcalde José Manuel Medina, pese a los escándalos que caracterizaron su gestión, y entregado a Esperanza Aguirre. No le gusta, en cambio, el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, y lo deja bien claro.

El PSOE denuncia el pago de 15.000 euros al modisto de la alcaldesa

El Ayuntamiento de Orihuela, a través de la concejalía de Cultura, se ha encargado de imprimir las tarjetas invitando a la presentación de la obra el próximo día 28 en el Auditorio municipal La Lonja. La invitación, que realiza la concejala Josefina Ferrando, dice que el volumen es un "homenaje a Miguel Hernández". Ferrando negó ayer que el consistorio aportara un euro para el acto de presentación, pero las invitaciones son oficiales y el departamento municipal de protocolo se encargó de distribuirlas.

El autor, Miguel Barcala, un ingeniero jubilado de 68 años, se reconoce como una persona de derechas y polémica. Confiesa que la edición de las obras se la paga de su bolsillo y dice sentir admiración por la poesía y la persona de Miguel Hernández; aunque no por sus ideas.

Barcala asegura que ha regalado su obra a los "alumnos más aventajados de literatura" de los institutos de Orihuela. También ha distribuido volúmenes por diversas instituciones públicas. El autor nació en la capital de La Vega Baja, pero reside en Madrid.

La oposición municipal protestó ayer por el contenido de los poemas y preguntará hoy en el pleno por el apoyo institucional a una obra en la que se pueden leer cosas como "La España oprimida / por Zapatero el odioso / que está destruyendo a España / con velocidad y con saña" (...) "Destruyendo monumentos, / en honor, de ese felón de Carrillo, / que a más de asesino es un pillo". En cambio, de Esperanza Aguirre escribe: "La verdad, cuando tu boca le sirve de tribuna, / se abre paso con más fuerza que ninguna. / Sabedora que la belleza gusta vestirse de sonrojo, /tiñes tus mejillas con la sangre que haces brotar /de los rostros estupefactos de los rojos".

La presentación de este libro no fue ayer la única polémica que afectó al gobierno municipal. Los socialistas denunciaron el pago de 15.000 euros al modisto Julio Díaz Reina por un supuesto convenio para impartir talleres a los alumnos de la Escuela de Diseño. El PP explica que la cantidad real recibida por Díaz Reina es de 18.000 euros de un total de 25.000. No se le ha abonado el resto porque los cursos no se han impartido debido a las obras que están realizándose en los locales donde deben tener lugar. Díaz Reina es el modisto de la alcaldesa, Mónica Lorente, lo que ha dado pie a la portavoz socialista a preguntarse: "¿Cómo se paga la alcaldesa sus trajes?".Miguel Barcala Candel, doctor en ingeniería naval, está jubilado. "Por eso comencé a escribir, para no oxidarme", admitió ayer el autor y editor de su tercer poemario. "En él me retrato ideológicamente, soy de derechas, y admito que me despido de la poesía con cierta polémica", declaró ayer a EL PAIS. Barcala asegura que pagará de su bolsillo el vino español posterior a la presentación y los 2.500 ejemplares que ha editado, que le han costado unos 1.800 euros. "He regalado libros a los colegios de Torrevieja, Orihuela y Callosa para los alumnos aventajados en literatura", admitía. Sobre los motivos por los que dedica el poemario a Miguel Hernández, que murió en la cárcel de Alicante condenado por el franquismo, Barcala confiesa que "le admiro como poeta y como persona, no fue un chaquetero, por eso le dedico el libro, aunque no comulgue con él ideológicamente".

En el Ayuntamiento de Orihuela la concejal de Cultura, Josefa Ferrando, del PP, que firma la invitación para asistir al acto convocado para el próximo 28 de diciembre en el Auditorio de la Lonja, escurrió el bulto cuando se le preguntó por la participación de la corporación municipal en esta iniciativa y por su responsabilidad. "Con dinero público no se ha pagado nada, nosotros cedemos el espacio a cualquiera que lo pida, es un autor local, y no censuramos a nadie". Y aclaró: "Tampoco editamos, ni comercializamos".

Por su lado, la portavoz socialista en el Ayuntamiento de Orihuela, Antonia Moreno, que aireó el poemario, tildó de "impresentable" su contenido. "No tiene nombre que se incluya en un homenaje a Miguel Hernández", dijo la edil socialista, que intentará llevar este tema al pleno que se celebrará hoy en el Ayuntamiento.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 23 de diciembre de 2009