Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"El Barça se ha ganado el título merecidamente"

Juande, que suma tres derrotas seguidas, asume la superioridad azulgrana

"Hay que felicitar al Barcelona. Ha sido campeón merecidamente". Escueto y sincero se mostró Juande Ramos una vez concluido el choque ante el Villarreal. No ahondó demasiado el preparador del Madrid en alabar al máximo y eterno rival. Sin embargo, sí mandó un mensaje de deportividad. "La Liga es el campeonato que premia la regularidad y el Barça se lo ha ganado merecidamente, ya que ha sido el mejor", reconoció el técnico manchego.

Seis días atrás el Villarreal aplazó la celebración del título azulgrana con un gol de Llorente en el último instante. Anoche, el Villarreal le devolvió al conjunto de Guardiola la fiesta esperada. Derrotó al Madrid y automáticamente proclamó campeón de Liga al Barça, al que hoy le espera en Mallorca el pasillo, el homenaje por antonomasia al campeón.

Pocos dudaban de que el Barça se alzaría con el título. La victoria en el Bernabéu, dos semanas atrás, confirmaba la teoría, pero el orgullo y corazón madridista demoró el trámite. Tales fueron sus armas para maquillar las carencias de un equipo mal estructurado, falto de fútbol, carente de alma. Se agarró a su indomable espíritu para prorrogar su estancia en el purgatorio.

El resultadismo de Juande le valió mientras el equipo se agarró a las matemáticas. Tras la humillante derrota dos semanas atrás ante el Barça en el Bernabéu, el Madrid se rindió. Tres derrotas consecutivas resultan aclaratorias. "Tras perder las opciones de ganar la Liga, hemos bajado los brazos. El fútbol tiene estas cosas", se justificó el preparador del Madrid. Las dos jornadas que restan para la conclusión del campeonato pueden resultar eternas para el club de Chamartín. "Hay que ser respetuosos con la competición. Hay equipos que se juegan mucho y tenemos que afrontar los dos partidos que quedan con la máxima seriedad y con la mejor gente", concluyó Ramos. Al Madrid le queda por recibir al Mallorca y visitar a Osasuna.

Con el entrenador con fecha de caducidad y gran parte de la plantilla en condición de interina, al Madrid le faltó en El Madrigal la arrebatadora pasión con la que ha conseguido muchas victorias y puntos esta campaña. Como mofa, el estadio cantó el clásico "así gana el Madrid". "Hicimos muy buen partido y fuimos mejores. Estamos más cerca de jugar el año próximo en Europa, en la Champions o en la UEFA", argumentó el entrenador del Villarreal, Manuel Pellegrini. Los jugadores amarillos aún sueñan en conseguir una plaza en la Liga de Campeones. Y los futbolistas del Madrid en que acabe pronto el suplicio. Algunos tendrán que buscar destino. El romántico y lúdico Barça es el nuevo campeón.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 17 de mayo de 2009