Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:Décima jornada de Liga

El Betis se queda sin crédito

Osasuna arrolla al conjunto de Cúper, que sigue sin estilo ni capacidad de respuesta

El Betis tiene un problema de los que resultan muy difíciles de resolver, a no ser que medie he-catombe. El conjunto verdiblanco se ve tremendamente resultón cuando se mira en el espejo. Los suyos tampoco le hacen un gran favor, porque, en vez de encaminarle hacia un enfoque realista de su situación, cultivan la autocomplacencia. No es que no reciban críticas los béticos sobre su desempeño, que se las llevan a sacos, es que las quejas siempre van acompañadas de una dañina cantinela: "Con la plantilla que tiene, el equipo tenía que estar luchando por Europa". La ponzoña que esto conlleva es que, si uno se cree muy bueno, los malos resultados son circunstanciales y la calidad acabará por ponerlo todo en su sitio. Pero, o se está retrasando años o, simplemente, no es cierto. El esqueleto lo siguen formando canteranos, un calificativo que lleva a pensar en la juventud y la generosa pelea. Pero Doblas, Juanito, Melli, Capi o Arzu ya están en la madurez de unas carreras profesionales coronadas por un éxito en la Copa del Rey y bastantes más decepciones.

BETIS 0 - OSASUNA 3

Betis: Ricardo; Damià, Melli, Lima, Fernando Vega; Xisco (Odonkor, m. 46), Capi (Somoza, m. 58), Juande, Mark González; Edu y Sobis (Pavone, m. 46). No utilizados: Doblas; Babic, Caffa y Fernando.

Osasuna: Ricardo; Javier Flaño, Manuel Flaño, Cruchaga, Monreal; Azpilicueta, Puñal, Héctor Font. Vela (Erice, m. 83); Margairaz (Hugo Viana, m. 77) y Dady (Sola, m. 67). No utilizados: Elía; Josetxo, Juanfran y Pandiani.

Goles: 0-1. M. 41. Cruchaga cabecea un saque de falta, la pelota rebota en Melli y entra en la portería de Ricardo. 0-2. M. 51. Dady, desde el borde del área pequeña. 0-3. M. 55. Vela remata desde la esquina del área y el balón tropieza en un defensor y bate por alto a Ricardo.

Árbitro: Rubinos Pérez. Expulsó a Damià (m. 80) por dos amarillas y amonestó a Xisco, Damià, Edu, Dady y Somoza.

Unos 30.000 espectadores en el Ruiz de Lopera.

Los fichajes, incluidos los de los entrenadores, tampoco han contribuido a cimentar un estilo, a construir un proyecto con presente y también futuro. El baño que les dio Osasuna no se cimentó ayer. El público, una vez más, le pidió al accionista mayoritario, Manuel Ruiz de Lopera, que vendiera el club

Frente a un conjunto verdiblanco sin estilo concreto, sin ruta programada y hasta sin delantero centro, Osasuna vivió una de las tardes más plácidas que se le podían plantear. La defensa se plantó en un sitio intermedio entre el arrojo y el riesgo. Puñal y Héctor Font se bastaron para meterle miedo a los centrocampistas del anfitrión. Desde muy temprano, el mexicano Vela se encontró muy cómodo y lo mismo se colaba que centraba al corazón del área en busca de la cabeza del espigado Dady o Margairaz. Los rechaces caían indefectiblemente a los pies de Font, que en una de esas estuvo apunto de marcar. El primer gol de Osasuna vino con un pequeño empujón de la suerte cuando Melli convirtió un remate normalito en un globo letal. El resto sólo fue un paseo para Osasuna y un manteo para los béticos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 1 de noviembre de 2007