El concejal del PSdeG en Beade afirma que hay 10 muertos en el censo

"En Beade votarán los muertos si nadie lo arregla". Benito Civeira, el concejal del PSdeG en ese ayuntamiento orensano, única oposición al histórico alcalde del PP Senén Pousa, asegura que al menos 10 de los censados en el municipio están muertos.

En realidad, Civeira no se extraña. "Aquí los censos son siempre muy curiosos", señala recordando todavía cómo hace unos años habían aparecido en el registro del pequeño municipio de O Ribeiro, que cuenta con poco más de 400 habitantes, al menos siete u ocho apellidos italianos, "así, de golpe", y que resultaron ser los de los músicos de una orquesta que habían pasado por allí para actuar en las fiestas del pueblo, en plena Plaza del Caudillo, que es como se llama todavía la rotonda más importante del ayuntamiento.

El edil socialista hace el recuento de las irregularidades censales del regidor local que gobierna con una mayoría tan aplastante (seis de los siete integrantes de la corporación municipal son del Partido Popular) que hacerle frente es casi "un acto de valentía". Pero me consta cómo está ahora el censo", señala el edil, "y no doy crédito a lo de los muertos". Porque en Beade es fácil conocer a los vecinos: es el municipio con menos núcleos de población de la provincia, formado sólo por el ayuntamiento y otro pueblo.

Investigación de la Fiscalía

El PSdeG analizará los hechos e incorporará esta denuncia a las que ya ha presentado ante la Fiscalía de Ourense, la provincia con mayor número de denuncias por el "engorde" de los censos para las elecciones municipales del prósimo día 27.

De momento, el fiscal investiga la supuestas irregularidades censales en tres municipios de la provincia: A Veiga, OS Blancos y Porqueira. En el caso de A Veiga, el aumento del censo denunciado tuvo lugar en Riomao, un pueblo abandonado desde hace años y en estado ruinoso en el que sin embargo han aparecido registradas al menos 10 personas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

En Os Blancos, el ex alcalde del PP, José Antonio Ferreira, tiene censados en sus dos viviendas familiares a 85 personas -todas con idéntica firma y modelo de solicitud- y en Porqueira, los nuevos censos fueron registrados a través de fax y sin la presencia de los interesados, según la denuncia presentada ante la Fiscalía.

En este caso, el municipio que rige la primera persona declarada oficialmente tránsfuga en España, Susana Vázquez Dorado, ahora candidata del Partido popular, estaba abocado a la pérdida de concejales como consecuencia del descenso de la población en un 4,9% a lo largo de esta última legislatura.

Sin embargo, a través de los nuevos registros censales, el municipio ha visto incrementado en un 10,3% el número de sus habitantes en un periodo de apenas tres meses, entre enero y marzo pasados.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS