Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Romería a la Santa Faz masiva y con nueva imagen

La tradición y la historia impregnan cada año la romería al monasterio de la Santa Faz de Alicante. En esta edición, el popular evento contó matices novedosos, tanto en el marco físico -el remozado monasterio y su entorno- como en el de los personajes -la plaza del convento estaba presidida por una gran foto del nuevo Papa, Benedicto XVI, publicitando el encuentro de la familia de Valencia, y la primera autoridad religiosa, el obispo de Alicante-Orihuela, Rafael Palmero, también debutó en la romería-.

La Peregrina congregó un año más a miles de personas (entre 200.000 y 250.000, según una estimación de la Policía Local). La marea humana invadió los aledaños del caserón de la Santa Faz que, según anunció el presidente de la Generalitat, Francisco Camps, será una de las tres sedes de la exposición de La Luz de las Imágenes con la inauguración, el 16 de mayo, de la muestra La faz de la Eternidad, que tiene un presupuesto de 13 millones de euros, y mostrará "la trascendencia del rostro de Cristo en el ámbito artístico y espiritual".

Los romeros, ataviados con el blusón alicantino, el pañuelo y la caña con romero, disfrutaron de un día soleado y sin incidentes. "¡Qué bonito lo han dejado!", comentaron dos devotas ancianas en la cola para venerar uno de los pliegues del sudario con el que, según la tradición, la Verónica secó el rostro de Cristo en su camino del monte Calvario.

La romería arrancó a las ocho de la mañana. La comitiva política iba repleta de cargos públicos, entre ellos, el portavoz en el Congreso del PP, Eduardo Zaplana, el secretario general del PSPV, Joan Ignasi Pla, el delegado del Gobierno, Antoni Bernabé, y el mencionado presidente del Consell.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 28 de abril de 2006