_
_
_
_
_

La Liga veta a Messi

Los clubes rechazan que el argentino del Barça juegue como 'asimilado'

Lionel Messi fue considerado el mejor jugador del reciente Mundial juvenil de Holanda, acaba de debutar con el primer equipo de la selección argentina con apenas 18 años y la UEFA le permite jugar en la Liga de Campeones, pero no puede hacerlo en la Liga española con su equipo, el Barça. La Comisión Delegada de la Liga Profesional, en su reunión de ayer, rechazó la fórmula pactada para que Messi pudiera jugar oficialmente con todas las bendiciones necesarias en los campos españoles. El jugador pasará en blanco la temporada a no ser que antes de su conclusión se nacionalice español o su club prescinda de uno de sus tres extranjeros: Eto'o, Ronaldinho y Máquez.

Messi, que se incorporó a los infantiles de la cantera azulgrana con 13 años, firmó hace un par de meses un contrato profesional con el Barcelona, ampliado el pasado 16 hasta el año 2014 con una cláusula de rescisión de 150 millones de euros, pero los clubes españoles no le permiten jugar en su Liga de forma oficial. Su nacionalidad argentina tiene la culpa. Es extranjero y el Barcelona tiene cubierto el cupo de esa clase de jugadores que le permite la reglamentación: tres por club e igual número sobre el terreno de juego.

Más información
Laporta: "Messi jugará antes de final de mes"

La entidad azulgrana ha movido todos los hilos posibles para que Messi pudise jugar. Consiguió que la federación española resucitase la etiqueta del "asimilado" -el jugador extranjero que haya permanecido cinco años ininterrumpidos o 10 alternos en los equipos inferiores de un club-, condición que cumple Messi y con la que pudiese jugar sin ocupar plaza de extranjero. El Consejo Superior de Deportes, encargado de supervisar los cambios reglamentarios, requirió para su aprobación el consentimiento de todas las partes implicadas: la Federación, la Liga y el sindicato de jugadores, la AFE. Su pacto inicial fue autorizar un asimilado más tres extranjeros no comunitarios por club, pero sólo tres de ellos sobre el terreno de juego.

Los dirigentes de la Liga condicionaron el pacto a que fuese aprobado por los clubes y éstos, a través de la Comisión Delegada, lo rechazaron. El vicepresidente de esta Comisión y de la Liga, Javier Tebas, justificó el acuerdo "porque los cambios reglamentarios no se puden hacer con la temporada iniciada". Trece integrantes de la Comisión votaron en contra del pacto y sólo el Athletic y el Barcelona, lo apoyaron. La pretensión inicial que el Barcelona planteó ayer fue que Messi jugase ya el domingo como "asimilado", sin ocupar plaza de extranjero.

Messi, en un entrenamiento del Barcelona.
Messi, en un entrenamiento del Barcelona.ENRIC FONTCUBERTA

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_