Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:Atenas 2004

La decepción española, intacta

La mañana arrancó con la nerviosa actuación de María Quintanal y sumó sorpresas en tenis, yudo, hockey y tiro con arco

Nada cambia, la decepción permanece en la actuación de la mayoría de los atletas españoles, quemando expectativas en deportes previstos para la medalla. El yudo, siempre a las puertas del bronce; la sorprendente, por pobre, actuación de María Quintanal, -la única medallista española- en su prueba preferida (doble trap) de tiro al plato; la barrida en el tenis; la mala actuación de Almudena Gallardo en tiro con arco... Una decepción que ya cumple su primera semana.

YUDO Cecilia Alonso

Las oportunidades se acaban. "No, no pongo disculpas, el deporte es así. Lo he intentado, he luchado, pero bueno, no me ha salido. Sobre todo el último combate lo he estado preparando, pero no me ha salido". Así se expresó Cecilia Blanco, tras perder la final de la repesca que le impedía luchar después por la medalla de bronce en la categoría de 70 kilos. Era la enésima esperanza de medalla perdida por el yudo español, al que sólo le quedan ya dos participantes en estos Juegos. Los pesos máximos. Hoy, Esther San Miguel en los 78 kilos, y mañana Aythami Ruano en más de 100. También ayer, en los 90 masculinos, David Alarza desapareció a la primera y sin repesca.

Cecilia Blanco, campeona de Europa el pasado mes de mayo en Bucarest, es muy sincera y no le echa la culpa a una posible presión. Ni siquiera a los árbitros, porque ayer mismo, en su primer combate contra la holandesa Bosch, que sería plata, le dieron sólo wazari en su primera proyección, que pudo haber sido perfectamente ippon y la victoria. Pero Bosch se recuperó y la mandó a la repesca. En ella, Cecilia ganó fulminantemente a la argentina Copes, antes de caer ante la china Oin. Cecilia sólo se queja de los cambios de reglamento y dice que la muerte súbita de desempate tiene su parte injusta porque quien ha estado llevando el combate llega más cansado y normalmente suele perder. Y los árbitros están sancionando poquísimo con pasividad a los que racanean y llegan así más frescos.

TIRO AL PLATO María Quintanal

María Quintanal, de momento, la única medallista española en estos Juegos, se plantó en el doble trap , su prueba favorita, y el pulso le tembló. Le pudo el cansancio, la agarrotaron los nervios, la venció la presión. En su especialidad, todo el mundo esperaba que la tiradora bilbaína se colgara un nuevo metal. Y no lo soportó. "¡Estaba más nerviosa que el día de mi boda!", señaló, visiblemente decepcionada, nada más finalizar su participación. "¡Voy a guardar la escopeta y no sé cuando la voy a volver a sacar!", espetó. 13ª, con 97 puntos al término de la tercera serie de la fase de clasificación, ni siquiera pudo entrar en la final. Los nervios le traicionaro. .

TENIS Robredo y Feliciano López

El tenis español, en su versión individual, dejó solo a Moya (que venció con apuros al croata Ivo Karlovic, 4-6, 7-6 y 6-4) en la lucha por las medallas tras la eliminación de Feliciano López que, aquejado de molestias en el tobillo izquierdo, sucumbió ante el francés Grosjean (6-7, 6-4 y 6-0), y de Tommy Robredo, que cayó ante el checo Tomas Berdic (7-6, 4-6 y 8-6). Lo único positivo es que el camino de Moyà se ha allanado tras la eliminación de Roddick y Federer que le ha convertido al mallorquín en el principal favorito del torneo. El tenis no ha sido la piedra de toque se esperaba en el arraque de estos Juegos.

TIRO CON ARCO Almudena Gallardo

Otra de las aspirantes a medalla, Almudena Gallardo no pudo superar los octavos de f

inal, en su disputa con la griega Evangelina Psarra. Gallardo aseguró sentirse contenta con su concurso aunque las expectativas que se habían depositado en élla eran mayores. Su participación fue mediocre. Un mal comienzo le lastró en la competición. La griega le venció 160-152.

HOCKEY FEMENINO Eliminación anticipada

La selección española encajó su segunda derrota en Atenas al caer ayer ante China (3-0), lo que significa que ya no podrá alcanzar las semifinales del torneo y queda fuera de las medallas

. Una situación inesperada que ayer se truncó por falta de remate. Hubo momentos de esperanza que se diluyeron pronto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 19 de agosto de 2004