XIX JUEGOS OLÍMPICOS DE INVIERNO | Salt Lake City 2002

Gran revuelo por el escándalo del patinaje

Más información

La presión mediática norteamericana es enorme, incluso con la casi imposible pretensión de que se cambien las medallas. "Hay acusaciones, pero no pruebas", repitió Cinquanta. "Hemos tratado de mejorar el sistema de puntuaciones, pero el patinaje no se mide por tiempo o distancia. Siempre entrará la subjetividad humana, por lo que puede haber errores mientras no sean de mala fe. Si en la investigación que está abierta se encuentran irregularidades tomaremos medidas. Pero no podemos permitir que el público, o los medios de comunicación, se conviertan en jueces". Y jugó una baza significativa: "En los pasados Campeonatos del Mundo, en Vancouver, el resultado fue al revés y muy discutido. Pero entonces no vi que la prensa norteamericana dijera nada". También afirmó que no había recibido ninguna apelación de Canadá y sólo una carta en la que se le pedía que un organismo independiente investigara. Señaló que no había ningún problema, pero que lo investigara Canadá y les presentara los resultados.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0013, 13 de febrero de 2002.

Lo más visto en...

Top 50