Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hinchadas bajo vigilancia

La vuelta de los cuartos de final de la Liga de Campeones ha movilizado a las hinchadas de tres conjuntos en sus estancias en Valencia, A Coruña y Madrid. Dos de ellas, las del Arsenal y el Leeds, se encuentran ya de vuelta a casa y otra, la del Galatasaray, camino del estadio Santiago Bernabéu.

Casi 3.000 seguidores del Arsenal tiñeron Valencia de la típica estampa inglesa: una mano en el bolsillo y la otra agarrando una botella de cerveza con la que refrescar la garganta tras sus cánticos. 'Cada uno se habrá bebido más de cuatro litros, aunque no tragan tanto como los del Manchester United', decía un empleado de una cervecería céntrica.

Algunos aficionados menos, unos 1.800, aterrizaron en A Coruña. Peregrinación a Santiago, el lunes, y fotos con los seguidores blanquiazules e incluso con Augusto César Lendoiro, el presidente del Deportivo, ayer, antes del partido. Los hooligans más violentos, un centenar aproximadamente, estuvieron vigilados por 250 agentes de la policía.

También los aproximadamente 1.000 aficionados que acompañan desde Estambul al Galatasaray, que hoy juega ante el Real Madrid, tendrán una atención especial, la de 800 miembros de los Cuerpos de Seguridad y los servicios asistenciales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 18 de abril de 2001