Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un bebé muerto y una niña herida tras ser arrollados por una excavadora

Un bebé de año y medio murió ayer en el pueblo turolense de Utrillas, en la cuenca minera, arrollado por una pala excavadora que también hirió de gravedad a una pequeña de tres años y medio. La excavadora trabajaba en unas obras de acondicionamiento del pueblo.

Eran las diez menos cuarto de la mañana cuando Diego D. S. iba en un cochecito empujado por su abuelo. Con él iba también en el mismo cochecito Ana Belén N. C., de tres años y medio. El abuelo llevaba a los pequeños a la guardería, pero antes de llegar paró a hacer una gestión en una entidad bancaria situada en la plaza mayor del pueblo. Nadie sabe qué ocurrió, pero el cochecito, que estaba aparcado en la acera, se deslizó hacia la calzada cuando pasaba una pala cargada de arena que conducía José Luis R. L., de 39 años. El trabajador no se dio cuenta de lo que ocurría, pero el golpe de la pala mató al pequeño e hirió gravemente a la niña.

Diego fue trasladado al centro de salud, donde nada se pudo hacer por él. Ana Belén fue evacuada en el helicóptero de urgencias al hospital infantil de Zaragoza con el tórax aplastado y edema cerebral. La niña estaba consciente y, aunque en estado grave, sus constantes vitales eran normales. El conductor del vehículo tuvo que ser atendido de una crisis nerviosa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 20 de marzo de 2001