Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fallece la 'mezzosoprano' Anna Ricci

La mezzosoprano Anna Ricci (Barcelona, 1930) falleció ayer en Barcelona a causa de un cáncer que desde hacía meses la había apartado de los escenarios. Musa de los compositores contemporáneos, de los que estrenó numerosas obras que interpretó por toda Europa, protagonizó su primer concierto cuando tenía 19 años. Pese a que su repertorio abarcaba ocho siglos de historia de la música, empezando por las canciones de trovadores catalanes y provenzales de los siglo XII y XIII, su interés por la música del siglo XX y por renovar el repertorio, la convirtió en las décadas de los sesenta y setenta en una de las cantantes más apreciadas por los compositores contemporáneos, que le dedicaron muchas obras.

Anna Ricci participó en prestigiosos festivales y cabe citar como alguna de sus más destacadas interpretaciones la ofrecida en 1972 de la obra Treni, de Stravinski, con la Orquesta de la RAI dirigida por Bruno Maderna. Pese a que a lo largo de su vida fue considerada una especialista en la interpretación de obras del siglo XX, también cultivó el género operístico con títulos de repertorio como Hansel y Gretel, de Humperdinck, ópera con la que debutó en el Liceo en 1960, donde también cantó Fauto, de Gounod. El director artístico del Liceo le había pedido el asesoramiento musical de un concierto homenaje a la soprano Conchita Badia, previsto para el 30 de mayo de 2002.

Vinculada con el teatro de vanguardia, colaboró frecuentemente con Joan Brossa en montajes como Suite bufa, que estrenó en 1966 con música de Mestres Quadreny, y las diversas ediciones de Música-acció. Estrenó también en 1968 Concert irregular, con música de Carles Santos, y en 1991 Brossiana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 16 de febrero de 2001