Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
BOTAR Y PASAR | NBA | BALONCESTO

Asoma la zona

Tiempo para la reflexión en la NBA, que llega a su meridiano buscando soluciones a problemas graves: el descenso de espectadores, la brusca caída de las audiencias, las críticas al juego y las jóvenes estrellas... ¿Estaremos asistiendo al mismo episodio que a finales de los setenta?.. En aquella ocasión, la irrupción de Larry Bird y Magic Johnson cambió el signo de las cosas: una Liga en crisis se convirtió en el modelo a imitar... Cinco años después llegó Michael Jordan y puso la guinda... Con Bird y Johnson no sólo llegaron dos figuras de verdad, sino que representaban los valores del juego en equipo y el gusto por el trabajo bien hecho... Pero lo esencial es que durante una década se enfocó la atención en la rivalidad perfecta: dos equipos de gran tradición (Celtics y Lakers), situados en metrópolis de culturas opuestas (Boston y Los Ángeles), con un gran mercado televisivo a su disposición... En la NBA celebrarían ahora con champán un duelo entre los Lakers y los Knicks... Mientras tanto ha comenzado el gran debate sobre el estado del juego, criticado por lento y malo... Cada vez son más los partidarios de acabar con la prohibición de la defensa zonal... Y todo porque el juego se ha convertido en un monotema: aclarados para preparar continuos uno contra uno o dos contra dos... Eso significa que tres o cuatro jugadores por equipo se inhiben del juego y asisten como espectadores a lo que sucede en la pista... George Karl -ex del Madrid y técnico de los Bucks- asegura que se están arrinconando los aspectos básicos del baloncesto: el pase como argumento primordial del juego colectivo... No se trata de dar asistencias, sino moverse y pasar con rapidez y precisión... Es lo que hace Wally Szczerbiak, un jugador que parece venir de la vieja escuela: se conoce de memoria los fundamentos del baloncesto... En el partido de jóvenes del All Star dio una lección... Otro que representa los viejos valores es Duncan, alma de los Spurs... Duncan se ha recuperado por fin de la operación de rodilla y silenciosamente pone números de escándalo... En cuestión de números, pocos reparan en el papel decisivo de Donnyell Marshall en los Jazz de Utah... Marshall, gran estrella en sus años universitarios en Connecticut y un jugador cada vez más marginal en la NBA, consiguió en los primeros 23 partidos una media de 7,4 puntos y cuatro rebotes... En los últimos 24 ha promediado 17 puntos y 8,6 rebotes... Sus números por mes: octubre (cuatro puntos), noviembre (7 y 4,6 rebotes), diciembre (11,6 y 5,7), enero (18,1 y 9,6), febrero (22 y 7,6)... Si los Jazz hubieran tenido a este Marshall en los mejores tiempos de Stockton y Malone probablemente hubieran arrebatado algún titulo a los Bulls de Jordan.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 12 de febrero de 2001