BALONMANO

El Barça se niega a que Valero Rivera sea seleccionador

Nuevo triunfo del Barça

La posibilidad de que Valero Rivera se convirtiera en seleccionador español de balonmano quedó cerrada ayer de golpe. El Barça se negó a que su entrenador dirija, de forma paralela, al equipo de España. "No queremos sentar precedentes en este sentido entre los técnicos del club", explicó ayer Francesc Catot, responsable del balonmano del Barça. "La exigencia que precisa el cargo de entrenador del Barça no permite compaginar el cargo con otro tan trascendental como el de seleccionador. Además, ya hubo una experiencia anterior [Valero dirigió a España en el Mundial de 1993, donde logró el quinto puesto] y no fue buena del todo". La decisión fue acordada entre Salvador Alemany, responsable de las secciones azulgrana; Àngel Fernández, vicepresidente, y Joan Gaspart, presidente. "Creo que hubiera sido malo para el balonmano, para Valero, para el Barça y para todo el mundo", añadió Catot. El dirigente azulgrana dijo que la decisión no había sido fácil, ya que a Rivera le hubiera gustado asumir esta responsabilidad. "Pero es un gran profesional y me ha dicho que acatará la decisión del club".

La negativa del Barça sitúa a la Federación Española frente a una disyuntiva complicada. Jesús López Ricondo, su presidente, aplazó hasta el lunes la decisión de prescindir de Juan de Dios Román, el técnico que ha logrado las dos únicas medallas de bronce olímpicas (Atlanta y Sydney). Ahora, Román supone una opción al menos hasta el Mundial de Francia (en enero de 2001), pero también adquieren fuerza las candidaturas de César Argilés, seleccionador juvenil y ex seleccionador absoluto; Manolo Cadenas, entrenador del Ademar, y Julián Ruiz, técnico del Bidasoa. También se especula con la contratación de Daniel Constantini, seleccionador francés, pero sólo después del Mundial. La directiva de la federación tratará esta cuestión el próximo sábado en Madrid.

El Barça sumó ayer un nuevo título al ganar en Ibiza la Supercopa tras derrotar al Valladolid en la prórroga por 33-32. La escasa diferencia en el marcador da idea de lo igualado del partido, en el que el Valladolid hizo más méritos para ganar.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS