Un testigo declara haber traído dinero de Suiza al entonces juez Estevill

El testigo Francisco Salsas declaró ayer ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña haber traído dinero a España para el entonces magistrado Luis Pascual Estevill desde su cuenta suiza en la Banque Darier. Afirma el testigo que le atendió personalmente el gestor helvético de los fondos de Estevill, Thierry Kern, quien le entregó un paquete con dinero para el entonces magistrado. Salsas afirma que trajo "un paquete de un palmo" en su vehículo, pero que desconoce el importe que contenía.

El testigo Francisco Salsas, que declaró tener relación con la entidad Compañia Bancaria Ginebrina (CBG), reconoció ser socio de Pascual Estevill en la propiedad del inmueble barcelonés de la calle de Muntaner, número 514, en la que también participaban los procuradores de los tribunales Ramón Feixó y Carlos Testor. El inmueble estaba valorado en 150 millones de pesetas. Ambos procuradores operaban diariamente con el juzgado de Estevill.Francisco Salsas también admitió haber ingresado un millón de pesetas en las cuentas suizas de Luis Pascual Estevill, aunque precisó que el pago correspondía a la devolución de provisiones de fondos anticipados por el hijo de Estevill, Javier, relacionados con el inmueble que compartían.

En su declaración ante el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya, dijo haber asistido a un encuentro entre el entonces presidente de La Caixa, Juan Antonio Samaranch, y Luis Pascual Estevill, en la época en la que ejercía como juez. La reunión tuvo lugar en la sede central de La Caixa en Barcelona y se produjo unos días antes de que Estevill excarcelara a un empleado de la entidad de ahorro, Luis García Reina, al que había encarcelado arbitrariamente por un supuesto delito de estafa, que después acabó siendo archivado por los tribunales.

Amigo íntimo

La declaración como testigo de Francisco Salsas, amigo tanto de Samaranch como de Estevill, estaba relacionada con el caso de varios supuestos delitos de cohecho imputados al ex magistrado Luis Pascual Estevill. Salsas explicó al tribunal que a primeros de septiembre de 1994 fue requerido por Juan Antonio Samaranch quien le dijo: "Aquí está Luis Pascual Estevill, vente que estarás con nosotros", según fuentes jurídicas. Salsas acudió a la residencia de Samaranch en Lausana (Suiza), el hotel Laussane Palace, para cenar con ambos, pero el presidente del Comité Olímpico Internacional se sintió indispuesto y acabó cenando a solas con Estevill.

Pocos días después, Samaranch concertó un almuerzo en la sede central de La Caixa con Pascual Estevill y Francisco Salsas. El encuentro coincide en el tiempo con la excarcelación de Luis García Reina, un empleado de La Caixa al que Estevill llevó a prisión acusado de estafa en la venta de unos pisos en los años sesenta. El injusto encarcelamiento del empleado pudo ser la causa por la que el presidente de la Caixa decidiera reunirse con el juez.

García Reina era responsable de inmuebles de la entidad financiera pero no participó personalmente en aquella venta. García Reina ingresó en prisión y el entonces juez le excarceló el 11 de septiembre de 1994. La implicación de García Reina en el caso quedó descartada por instancias judiciales superiores. El acusado presentó varias querellas contra Estevill, acusándole de prevaricacación, que no prosperaron en los tribunales. Salsas admitió que algunas veces se encontró con Samaranch y Estevill y que el entonces presidente de La Caixa estuvo acompañado de algún letrado de la entidad de ahorros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0008, 08 de febrero de 2000.

Lo más visto en...

Top 50