Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GOLF

Otro golfista español para la Ryder

Ballesteros no estará solo: Miguel Ángel Martín se impone en Perth y espera clasificarse para el torneo continental

, Sólo la posible recuperación de José María Olazábal animaba el inicio del año pra el golf español. El resto eran negros augurios, 1997 sería una continuación más del mediocre 1996, sólo salvado por el triunfo de Diego Borrego en el Turespaña Masters. Salvaba el honor, por lo menos, la elección de Severiano Ballesteros para la capitanía del equipo europeo de la Ryder Cup que se disputará en septiembre en Valderrama (Cádiz). Y así estábamos cuando, ayer mismo, apareció en Australia Miguel Ángel Martín. Ganó en Perth y ya está segundo en la clasificación económica de la que saldrán 10 miembros de la selección europea. "No estoy matemáticamente clasificado, pero calculo que con 1.000 libras más lo conseguiré. Y estoy 100% seguro de que lo lograré", dice Martín, que con la victoria de ayer se embolsó 131.844 libras esterlinas (unos 30 millones de pesetas). La clasificación se cerrará a finales de agosto.El golfista onubense, de 34 años, se ha convertido en un especialista en birdies decisivos ante los grandes nombres del golf. Su único triunfo hasta el momento, el Open de Francia de 1992, lo consiguió derrotando al inglés Nick Faldo con un birdie en el hoyo 72°; ayer la víctima en las mismas circustancias fue el norteamericano Fred Couples, ganador del Masters de Augusta de 1992. Couples estaba en la tienda de anotaciones cuando Martín cayó en el búnker del green del 18° (par cinco). Si el español hacía el par, sería necesario un desempate. Pero Martín estaba seguro de que el birdie necesario no se le escaparía. "Sabía que era un búnker fácil porque lo había practicado unas cuantas veces", explica. La sacó bien, en efecto, y se quedó cara a cara con un putt de dos metros y medio. Y lo embocó. "Fue el hoyo más importante de mi vida".

Martín había iniciado la cuarta ronda del segundo torneo del circuito europeo con tres golpes de ventaja sobre el neozelandés Frank Nobilo. Más atrás, otros grandes nombres del golf mundial -Ernie Els, ganador la semana pasada en Green Bay, Couples, Ian Woosnam, Colín Montgomerie, John Daly- intentaban seguir su rastro. Bueno, no todos, el peculiar Daly había hecho 83 golpes el día anterior y tuvo que salir solo a abrir campo y terminar el último. En el último recorrido, el onubense cometió los dos únicos bogeys del torneo y se vio superado por Couples en dos golpes. Pero la diferencia definitiva la marcó Martín en los dos últimos hoyos. Mientras Couples hizo bogeypar, él hizo par-birdie.

Así, Martín se convirtió en el segundo español en ganar un torneo en Australia. El anterior fue Ballesteros. Su futuro capitán en la Ryder lo hizo en 1981.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 3 de febrero de 1997