Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El regreso de Las Abuelas del Cordero

'Castañuela 90, el desmadrenacional' retoma el espíritu crítico, cómico y musical del emblemático espectáculo de Tábano

Hace 26 años, el bombazo teatral de la cartelera madrileña fue Castañuela 70, un espectáculo ingenioso, divertido, profundamente crítico y de factura algo cutre de la compañía Tábano y el grupo Las Madres del Cordero. Muchos de los componentes de aquel espectáculo se han vuelto a juntar con la pretensión de volver a triunfar con Castañuela 90, el desmadre nacional, esta vez con Las Abuelas del Cordero, sin censuras ni persecuciones, pero sí con cargas de profundidad, irónicas y críticas, a las más sólidas instituciones de nuestra sociedad. El estreno será el próximo día 10 en el teatro La Latina de Madrid, aunque desde el viernes día 6 se inician las representaciones.Los componentes de aquella valentía escénica que se vivió como un soplo de aire fresco' con aromas libertarios salieron, por aquel entonces, un día a la calle para hacerse un reportaje y pidieron que la foto se la hicieran delante del teatro La Latina, porque afirmaban, quizá con ironía, que ése era el teatro que más les fascina a. Ellos trabajaron en el Marquina y la Comedia, lo que significó que por primera vez el teatro comercial abriera sus puertas a grupos de teatro independientes. Veintiséis años de después, muchos de los mismos. componentes de aquel montaje van a estrenar en La Latina, teatro del que es propietaria Lina Morgan, a propuesta de Juanjo Seoane, productor nada sospechoso de izquierdismo, Castañuela 90, el desmadre nacional.Los que formaban Tábano entonces fueron convocados por el ahora director, Juan Margallo, tanto músicos como actores, a excepción de Luis Corominas y Cosme Cortázar, ya fallecidos. Unos siguen ligados al teatro y la música, pero a otros la vida les ha llevado por otros derroteros. Entre los actores han sido rescatados para el proyecto Alicia Sánchez, Pedro Pardo, Andrés Cienfuegos, Carlos Sánchez, Petra Martínez, Lola Canales y Antonio Gómez.. Uno de los cómicos de entonces, Felipe Gallego, ahora es experto en diseño de luces, y como tal se ha incorporado al montaje. Como nuevas incórporaciones están Teresa Pardo y Miguel Gallardo. En la escritura, teelaborada, dos clásicos de la época: el periodista Moncho Alpuente y Juan Margallo, quien en su labor de dirección está ayudado por José Pedro Carrión. También varios de los componentes de Las Madres del Cordero, grupo que populari zó las canciones de este montaje, estarán en escena interpretando la música de Antonio Piera, Luis Mendo y Gero Martínez, así como canciones de Aute o Al puente. El vestuario ha sido supervisado por Pedro. Moreno.

En la primera parte del espectáculo hay una evocación de lo que fue Castañuela 70. En la se gunda se han adaptado diferentes sketches de la función. "Lo curioso", dice Margallo, "ha sido que al leer la obra nos hemos sorpren dido con que prácticamente todo tiene una insólita vigencia, no estamos igual que en los setenta, hay cambios claramente palpables, pero todas esas cosas de las que nos cachondeábamos siguen siendo motivo de risa y de crítica".

Moncho Alpuente entonces miembro de Las Madres del Cordero, también se ha incorporado al proyecto: "Nos juntamos los supervivientes de la farsa, no son concesiones a la nostalgia ni a la arqueología, volvemos a afinar el viejo instrumento con nuevas y antiguas melodías, conservando intactos, eso sí, la intención crítica y el espíritu lúdico festivo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 4 de septiembre de 1996