Fernández: "No puedo ni debo hablar"

El ex barcelonista Sergi es, de los tres jugadores afectados, el que más condicionado vive por su enfermedad. Sus problemas físicos y psíquicos le impiden entrenarse al ritmo normal de la plantilla. Esta temporada, pese a las lesiones de Esteban, Juliá, Franco y el retraso en la incorporación de Cáceres, no ha jugado más que dos encuentros.Víctor Fernández, el técnico del Zaragoza, comunicó al final de la temporada pasada que no contaba con Sergi y pidió al consejo de administración que le buscara equipo. Las ofertas que recibió no interesaron al defensa catalán y decidió permanecer en Zaragoza hasta la conclusión de su contrato.

En los casos de Seba y Gay, la situación es diferente. Mientras el centrocampista Gay no acusa el menor problema y es uno de los 13 jugadores que forman la columna vertebral del equipo de Víctor Fernández, Seba ha retornado al equipo de Tercera División. El técnico tiene permanentes quebraderos de cabeza. aunque nunca ha utilizado la condición física de Seba como argumento. La repentina fama de la campaña anterior fue perjudicial, según ha manifestado en repetidas ocasiones el entrenador, para su carrera, y ha insistido que buena parte de ella se debe a su origen racial.

Más información

Esta temporada, los problemas de Seba se han agudizado al estar cumpliendo el servicio militar. El técnico ha señalado para justificar su ausencia de las convocatorias que su condición física no es la idónea. Cuando se le pregunta por otras circunstancias, jamás va más allá de decir que "no puedo ni debo hablar".

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0004, 04 de diciembre de 1993.

Lo más visto en...

Top 50