Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:

Polster: "Alcanzar a Hugo es imposible jugando en el Sevilla"

El austriaco recupera la Bota de Oro de 1987

Anton Polster ha pasado a ser considerado este año el único rival de Hugo Sánchez en la lista de goleadores. El austriaco, con 13 goles, a seis del madridista, recuperará también la Bota de Oro europea. Polster recibirá él 5 de febrero, en Colonia, el galardón que le arrebató Rodion Camataru, delantero del conjunto de la Securitate rumana, el Dinamo de Bucarest, a quien el régimen de Ceaucescu le falseó su registro de 1986 para que superase a Polster. El austriaco es directo: "Es imposible superar a Hugo jugando en el Sevilla".Pregunta. ¿Esperaba recuperar cuatro años después este trofeo?

Respuesta. Siempre dije que había trampa, porque es imposible que Camataru marcará tres goles de media en los últimos seis partidos del campeonato. Por eso no fui a recoger la Bota de Plata a Monaco. Ahora creo que se ha hecho justicia.

P. ¿Se siente víctima de Ceaucescu?

R. No creo que pueda considerarme víctima de Ceaucescu. Eso no se puede comparar. Tampoco creo que pudiese haber ganado más dinero al salir de Austria, aunque quizá sí haber ido a un conjunto mejor.

P. ¿Cree que Camataru tuvo que ver algo en el asunto?

R. No lo sé. Creo que Camataru tenía la orden y no podía hacer nada. Rumanía necesitaba dinero extranjero, y una forma de conseguirlo era esta, traspasando a Camataru al fútbol francés, como hicieron.

P. Es usted el segundo goleador de la Liga. ¿Cree que puede alcanzar a Hugo?

R. Es imposible jugando en el Sevilla. Yo he jugado casi al máximo en los últimos partidos y estoy contento con el resultado, pero Hugo juega en un equipo que mete al final 30 goles más que el Sevilla y así es muy difícil alcanzarlo.

P. ¿Cree posible alcanzar la Bota de Oro jugando en España?

R. Eso tampoco es posible ni en España ni en Italia. Yo en Austria, con el equipo de Viena conseguí 39 goles y aquí eso es muy dificil, es tanto como comparar un autobús con un Ferrari.

P. ¿Qué ha cambiado en usted esta temporada?

R. El año pasado fue una pesadilla. Pensaba que estaba en un equipo de atletismo. Con el preparador que teníamos [Carlos Álvarez del Villar] apenas tocábamos la pelota. No podíamos levantarnos por las mañanas y nos dolía el cuerpo. Al equipo y a mí nos faltaba velocidad y sólo teníamos potencia.

P. Usted ha sido noticia por el penalti inexistente del Nou Camp. ¿Qué opina de la polémica?

R. La noticia no era yo, sino el Barcelona. Le voy ha decir que el año pasado al Sevilla le pitaron dos penaltis en 38 partidos y tengo todos los vídeos en los que se puede demostrar que por lo menos nos hicieron 10 penaltis clarísimos.

P. Aún le queda un año más de contrato. ¿Espera renovar con el Sevilla?

R. Renovaré cuando el Sevilla tenga un equipo competitivo que pueda animar la Liga y meterse en la UEFA, porque jugar por la 7º o 10º posición es muy aburrido. Si el Sevilla lo consigue hablaremos de renovar, si no, significará que la plantilla del equipo no es suficiente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 13 de enero de 1990