Champions League

Stéphanie Frappart, árbitra de Champions

La francesa se estrena como colegiada principal este miércoles en el Juventus-Dinamo de Kiev tras dirigir al Granada en la Liga Europa

Stéphanie Frappart, en un lance del Granada-Omonia de la Liga Europa.
Stéphanie Frappart, en un lance del Granada-Omonia de la Liga Europa.JON NAZCA / Reuters

Stéphanie Frappart (Herblay, Francia; 36 años) continúa batiendo registros en el mundo del arbitraje europeo. Si ya pasó a la historia por ser la primera mujer en arbitrar un duelo de la Liga Europa, el Leicester-Zorya de la fase de grupos de esta competición, ahora se estrenará en la Liga de Campeones al dirigir el Juventus-Dinamo de Kiev de este miércoles. Acostumbrada a ser la primera mujer en en el mundo del arbitraje, Frappart sigue desmontando barreras. En el palmarés de esta pionera luce ya la dirección de la final de la Supercopa de Europa en 2019 entre el Liverpool y el Chelsea, así como 18 partidos en la Ligue 1, tres de Europa League (entre ellos el Granada-Omonia de la pasada semana), nueve de la Copa de Francia y dos de la Copa de la Liga del país galo en competiciones de hombres.

“Stéphanie ha demostrado a lo largo de los años que es uno de los mejores árbitros, no solo de Europa, sino de todo el mundo”, indicó Roberto Rosetti, jefe de arbitraje de la UEFA, el día antes de que Frappart dirigiera la final de la Supercopa de Europa entre el Liverpool y el Chelsea del año 2019. Ganó el Liverpool en los penaltis y la actuación de la francesa se saldó con un aprobado alto, siendo alabada, entre otros, por Jürgen Kloop, técnico del conjunto del norte de Inglaterra. Muchos millones de espectadores pusieron sus ojos en ella. “No hay diferencia; el fútbol es el mismo. Son los equipos los que juegan distinto, pero es el mismo juego para hombres y mujeres. Para mí como árbitro es lo mismo. No es mi primer encuentro y me siento preparada”, afirmó a los medios oficiales de la UEFA justo antes de esa final con la que se dio a conocer al mundo. En ese especial 2019, Frappart también había dirigido la final del Mundial femenino en Francia, con victoria de Estados Unidos al derrotar a los Países Bajos por 2-0. Su ascenso fue meteórico puesto que a los tres meses de su estreno en la Liga francesa adquirió la categoría de colegiado internacional.

El duelo entre la Juventus y el Dinamo de Kiev es un escalón más en la brillante trayectoria de Frappart, todavía con recorrido por delante a sus 36 años. La francesa decidió iniciar su carrera en 1997 con 13 años para dar clases de arbitraje y empaparse del reglamento del fútbol mientras practicaba este deporte en el Pierrelaye y el Val-d’Oise. En 2011 se convirtió en profesional y el 28 de abril de 2019 dirigió su primer partido de la Ligue 1, un choque donde el Amiens y el Estrasburgo empataron a cero. Desde entonces su palmarés ha ido creciendo al dirigir más partidos de la Ligue 1, la Copa de Francia y la Copa de la Liga del país galo. En esta temporada, Frappart ha dirigido ya 11 encuentros. Cinco de la Ligue 1 (un Lyon-Marsella entre ellos), dos de la Ligue 2, dos de la Liga Europa, uno de la Liga de las Naciones y otro más de clasificación de esta competición.

“En Francia han sabido ser los primeros en dar opciones a las mujeres en el mundo del arbitraje. Trabajan muy bien en la base del colectivo arbitral. Frappart es sin duda la mejor árbitra del mundo y dirigió la final del Mundial femenino de 2019. Arbitró con buena nota el Leicester-Zorya y el Granada-Omonia. Está perfectamente capacitada para dirigir este partido de la Liga de Campeones”, aclara Luis Alberto Gutiérrez, árbitro internacional asistente entre 2001 y 2009 al lado del sevillano Luis Medina Cantalejo y analista arbitral de Canal Sur. “Es joven y tiene todavía mucho camino por delante. Por ponerle algún defecto, creo que en el partido ante el Granada abusó de las tarjetas en un partido que no merecía tanta amarilla”, finaliza.

Frappart no ha sido la primera mujer que arbitra partidos de la Liga Europa. Ese honor fue para Nicole Petignat, que dirigió partidos de la fase de clasificación de la Copa de la UEFA entre 2004 y 2009. El camino que empezó a recorrer la alemana Bibiana Steinhaus se ensancha para beneficio del fútbol. Steinhaus se retiró el mes pasado tras dirigir la final de la Supercopa entre el Bayern de Múnich y el Borussia Dortmund con 23 partidos de la Bundesliga a sus espaldas. Junto a Frappart, emerge también en España la figura de Guadalupe Porras, la primera mujer española que formó parte de un equipo arbitral en una competición internacional de hombres. Fue en la Liga Europa siendo asistente de Xavier Estrada Fernández en el partido entre el Lask y el Ludogorets.

Lo más visto en...

Top 50