Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El fútbol atlético de las ‘Leonas Indomables’

Camerún, que superó la fase de grupos en 2015 en su primer Mundial, exhibe un juego físico y entusiasta

La selección camerunesa de fútbol femenino, antes de iniciar un partido. rn
La selección camerunesa de fútbol femenino, antes de iniciar un partido.

Camerún, cuatro años después de impresionar al mundo en su debut en un Mundial, en Canadá, donde logró salir de la fase de grupos pero perdió ante China en octavos, viaja a Francia este verano con un impulso renovado para mejorar su actuación de 2015, algo que desea fervientemente la afición. Plenas de arte y brillantez, el fútbol atlético de las Leonas Indomables, con un gran despliegue físico, es un regalo para la vista.

Camerún es una presencia habitual en la Copa de África de Naciones desde su creación en 1991, con 11 apariciones hasta la fecha, y han ganado cuatro subcampeonatos continentales en este tiempo. En el gran escenario internacional, en cambio, las Leonas Indomables son unas novatas. Debutaron fuera de África en los Juegos Olímpicos de 2012, quedando eliminadas a las primeras de cambio sin rascar siquiera un punto.

Camerún selló el billete para el Mundial de 2019 con su tercer puesto en la Copa de África. La media de edad del equipo era de 27 años y combina futbolistas experimentadas que juegan en casa o en el extranjero, en lo que parece una buena mezcla.

Habitualmente despliegan un 4-3-3 tradicional, encomendándose al trabajo duro y la agresividad de sus jugadoras para ganar los partidos. Arriba Camerún tiene talento para dar y regalar, pero las Leonas Indomables gustan de jugar al contraataque. Gabrielle Aboudi Onguéné y Ajara Nchout Njoya tienen ritmo, son listas y pragmáticas, y se les pueden atragantar a las defensas rivales.

Aunque probablemente empiece los partidos en el banquillo, la mayor goleadora histórica de Camerún, Madeleine Ngono Mani, de 35 años y con 40 goles en 17 años como internacional, podría jugar un papel importante en Francia. En el ocaso de su carrera, la exdelantera del Guingamp, que ahora juega para el Albi Croix de la segunda división francesa, siempre cumple cuando se le pide.

Camerún surte de balones a sus delanteras desde el medio campo, gracias a la gran versatilidad de Raissa Feudjio, mientras que Genevieve Ngo Mbeleck, medio centro de contención, hace un trabajo clave para su equipo sujetando el ataque rival.

Pese al talento que atesora Camerún arriba y en el medio, tiene problemas en defensa. Los días de gloria de Annette Ngo Ndom, guardameta de 33 años, parecen cosa del pasado, y tampoco está claro si la defensa central Christine Manie, de 35 años y capitana en las cuatro últimas Copas de África de Naciones, también ha dejado atrás sus mejores días. Ha estado en la picota después de que Camerún recibiese cuatro goles en cinco partidos en la Copa de África de 2018.

En todo caso, su liderazgo será crucial si las Leonas quieren salir de un Grupo E integrado también por Canadá, Nueva Zelanda y Holanda.

Seleccionador

Alain Djeumfa, nombrado seleccionador de Camerún en enero de 2019, cinco meses antes del inicio del Mundial, se echa a las espaldas las esperanzas de una nación que enloquece con el fútbol, pero él se encuentra en su salsa en situaciones así. Con 46 años, antes ha entrenado a varios equipos punteros de Camerún. Fue ayudante del anterior seleccionador femenino, Carl Enow Ngachu, y le gusta jugar presionando fuertemente al contrario que tiene la posesión. Djeumfa, que tiene un sentido táctico imperturbable y práctico, dice de su equipo que tiene calidad y ansias de poner a prueba a los mejores equipos del planeta.

Jugadora estrella

Cuando comience el Mundial, muchos de los focos iluminarán a la delantera Gaëlle Enganamouit. Atacante larguirucha y astuta, cumple 27 años el día antes del primer partido de Camerún frente a Canadá, en Montpellier, el 10 de junio. Marcó tres goles en Canadá 2015 y fue votada futbolista africana del año tras ganar el pichichi en la liga sueca con su club, el Avaldsnes. Tras unas cuantas lesiones y ahora mismo fuera de la disciplina de un club tras dejar al Málaga en abril, esta mujer nacida en Yaoundé está preparada para brillar en Francia.

¿Sabía que...?

La defensa central Estelle Johnson está a punto de debutar internacionalmente con Camerún en el Mundial de Francia 2019, a pesar de que su padre es estadounidense y su madre es de Mali. La central del Sky Blue FC nació en Maroua, ciudad del norte de Camerún, y juró lealtad al país, inspirada por el esfuerzo del equipo en el Mundial de 2015. Mide 1,68, tiene un máster en Dirección de empresas, y aspira a impulsar una gran actuación de Camerún en Francia. “Mi deseo siempre fue representar a Camerún. Como equipo queremos mejorar lo conseguido en 2015 y sabemos que podemos hacer algo interesante en el Mundial”.

Breve historia del fútbol femenino en Camerún

Hasta los primeros años de la década de 2000, el fútbol femenino en Camerún se limitaba a partidos de exhibición en eventos importantes asociados a celebraciones nacionales. La impresión dominante en aquel tiempo era que el fútbol femenino era para chicas encaminadas al fracaso escolar o a la delincuencia.

Lo irónico es que, en 1970, Camerún era uno de los pocos países que tenía a una mujer jugando en un equipo masculino de la primera división. Emilienne Mbango, avanzada a su tiempo, fue titular del Leopard de Douala, legendario club camerunés, entre 1970 y 1973, donde formó una sensacional dupla atacante con un portentoso adolescente llamado Roger Milla. Las historias sobre la agudeza y el talento de esta jugadora son verdaderamente alucinantes.

Pese al éxito de Mbango, hubo que esperar hasta finales de 1980 para formar una selección nacional femenina. Regine Mvoue fue la capitana de un equipo que jugó su primera final de la Copa de África de Naciones en 1991.

Llevó tiempo, pero el fútbol femenino floreció en condiciones cuando Camerún se clasificó para los Juegos Olímpicos de 2012. Las Leonas Indomables acabaron terceras en la Copa de África de 2014, lo que les valió el pase para su primer Mundial en Canadá 2015, donde llegaron a los octavos y cayeron 1-0 ante China.

En 2016, Camerún fue sede por primera vez de una Copa de África femenina, un evento muy celebrado. El torneo se desarrolló en Yaoundé y Limbe, con cifras récord de asistencia a los estadios. Las anfitrionas perdieron 1-0 contra Nigeria en la final.

Sin embargo, al éxito de la selección nacional no le ha seguido el correspondiente impacto en el campeonato de liga, que apenas recibe fondos y se desarrolla en condiciones deplorables.

¿Qué jugadora sorprenderá a todos en el Mundial y por qué?

Con un ritmo veloz, rapidez de pies y buen ojo de cara al gol, conviene no perder de vista a la delantera Ajara Nchout Njoya este verano. Marcó un gol en el Mundial de Canadá 2015 y dos en la Copa de África de 2018 para llevar a Camerún al tercer puesto. Tiene 26 años y marcó 19 goles en 22 partidos la temporada pasada en el Sandviken en Suecia, antes de fichar por el Vålerenga noruego.

¿Cuál es el objetivo realista de Camerún en Francia y por qué?

Alcanzar los cuartos de final. Las Leonas Indomables han madurado desde el último Mundial y han hecho grandes avances desde entonces, jugando una final de la Copa de África en 2016 y quedando terceras en 2018.

Transformadas en una escuadra que juega con una fluidez natural, todo lo que no sea alcanzar los cuartos supondría quedarse cortas.

Presupuesto anual de la selección femenina:

La Federación Camerunesa de Fútbol (Fecafoot) ha destinado 1.500 millones de FCFA (unos 2,2 millones de euros) para la preparación de las Leonas Indomables para Francia.

Número de jugadoras federadas en Camerún

Cerca de 22.000 futbolistas masculinos estaban registrados en Fecafoot para la temporada 2018-2019, mientras que apenas había 908 mujeres. Para el campeonato de 2017-2018, había 1.452 futbolistas registradas con la Federación Camerunesa.

Njie Enow trabaja para la Radio y Televisión de Camerún. Síguele aquí en Twitter.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >