Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Paco López: “No somos un equipo suicida”

El entrenador que salvó y lanzó al Levante espera a un Barça al que ya amargó el curso pasado

barcelona levante liga
Paco López, entrenador del Levante.

A Paco López (Silla, 1967) le ha cambiado la suerte. Al entrenador del Levante hoy le sonríe el fútbol, su válvula de escape ante el terremoto que sacudió hace dos años su vida. A Hermi, su mujer, le detectaron un cáncer de pecho y un año después le diagnosticaron otro tumor cancerígeno en el útero. Lejos de desmoronarse, la familia, después de digerir el palo, se blindó ante la enfermedad y la superó con entereza. Desde ese delicado momento vital, Paco López relativiza el fracaso y el éxito. “Hay cuestiones más importantes en la vida que el fútbol, aunque, muchas veces, no nos demos cuenta”, dice. Este domingo el Levante recibe al Barça con el alocado 5-4 del curso pasado en el recuerdo.

Pregunta. ¿Cómo encajó un mazazo como el de la enfermedad de su mujer?

Respuesta. No te queda más remedio que enfrentarte y pelear. El primer golpe es duro pero luego todos tenemos que mantener una actitud positiva. Mi mujer fue la primera en contagiarnos su energía. Mi humilde recomendación cuando tienes una enfermedad de este tipo es que es fundamental tener una mentalidad positiva.

P. Hablemos de fútbol. ¿Dónde estaba cuando le comunican que va a ser el entrenador del Levante?

R. Estaba viajando a Elda para jugar con el filial. Me llamó Quico, el presidente, y me lo dijo. Recuerdo que todavía íbamos en el autobús de camino.

P. ¿Hasta subir el último peldaño a la élite, por dónde ha pasado?

R. Empecé en la cantera del Villarreal cuando me retiré como jugador. Estuve de segundo entrenador del filial y, al mismo tiempo, llevaba un infantil. Luego cogí un juvenil y después me marché al Catarroja a entrenar en Tercera.

P. ¿Qué tal jugador era?

"Morales está entre los mejores, pero respeto a Luis Enrique"

R. Un jugador rápido, creo que inteligente porque no tenía el físico que tenían otros. Era bajito, pero pillo dentro del área.

P. ¿Qué palabras dijo en el vestuario del Levante para que el grupo reaccionase el curso pasado?

R. Fueron mensajes de confianza, de atrevimiento, de valentía. Eran momentos delicados, difíciles, en una dinámica negativa de resultados. Tenía que subir la autoestima colectiva e individual del jugador. Era cuestión de dar confianza.

P. ¿Qué le dijo a Campaña?

R. Fue una de las primeras charlas individuales. Le dije que era importante y que tenía que sacar su juego sin presión añadida, que jugara, que se atreviera, que tenía mucho talento.

P. ¿Por qué Morales no se asoma a la selección?

R. Morales está entre los mejores de Primera, pero tengo que respetar a Luis Enrique. Tiene muchos jugadores donde escoger. Pero si lo llama sería justo. Tiene nivel y nos ayuda mucho.

P. ¿Había visto un lanzador de faltas como Bardhi? ¿Las entrena o es innato?

R. Sinceramente nunca he tenido un jugador de esa precisión. Es un talento innato. Lo entrena pero tampoco se dedica a eso mucho tiempo. Cuando a un jugador como él, con 22 años, le notas que tiene ganas de mejorar y que es muy receptivo, como entrenador tienes mucho ganado

P. Usted lo ha mejorado, ahora Bardhi trabaja más para el equipo.

"Lo del año pasado ante el Barça fue increíble. Será muy complicado repetir algo igual"

R. No sé si lo he mejorado. Creo que a veces nos equivocamos etiquetando a los jugadores talentosos sólo como tal porque también curran. Le hicimos saber que hay una fase de trabajo sin balón en la que todos los jugadores tienen que aportar. Lo entendió. Tiene cosas técnicas precisas, brillantes, que llaman la atención.

P. Desde su llegada, el Levante ha sumado 47 puntos, sólo el Barça, con 52, y el Madrid, con 48, le superan en puntuación en una hipotética clasificación desde marzo de 2018.

R. No me ha detenido a pensar en eso. Es algo que a nivel personal no me influye. Estoy centrado en que logremos la permanencia y en que nada más que me distraiga. Eso lo valoraré al final del camino.

P. El curso pasado impidió que el Barça acabara el campeonato como equipo invicto, ganándole 5-4. ¿Le paran por la calle todavía para recordárselo?

R. Fue algo increíble. Si perdura en el recuerdo de la gente, me alegraré. Hicimos historia. Esta semana me lo han recordado más pero ya es pasado. Será muy complicado repetir algo igual.

P. Messi no estuvo aquella noche.

R. Es el mejor jugador del mundo. De Messi ya se ha dicho y escrito todo. Si él está en el campo, pasan cosas. Contra él es más difícil; el equipo tiene que ser muy solidario y trabajar mucho en las ayudas para intentar pararlo y detener su influencia.

P. Le llueve algún palo porque su equipo es muy atrevido y detrás, a veces, juega sin red. ¿Contra el Barça será tan descarado como siempre?

R. No somos un equipo con un planteamiento suicida. Tratamos de tener equilibrio siempre pero tenemos una personalidad ofensiva a la que no vamos a renunciar. Jugamos de acuerdo a una idea de juego y al perfil de nuestros jugadores.

P. ¿Por qué cambió el sistema? Usted siempre había utilizado un 4-4-2

R. No me encierro en un dibujo. Intento utilizar el que más se adapta a la idea del fútbol que necesitamos jugar y a los futbolistas. Era el momento de cambiar por la situación que estábamos viviendo y tomamos esa decisión.

P. Y le fue de perlas

R. No sabes nunca si te va a dar resultados tan pronto pero nos salió bien. Los dibujos los hacen buenos los jugadores con su actitud y su forma de creer y aquí en el Levante creen y tienen convicción en lo que les trasladamos a diario.

P. ¿Dónde está cifrada la salvación?

R. No hemos hecho cálculos pero tenemos el objetivo de llegar a sumar lo más pronto posible los 42 puntos.

 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información