Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ignacio Quereda: “No voy a dimitir”

El técnico de la selección femenina se resiste a dejar el cargo tras 27 años a pesar del comunicado de las 23 jugadoras en el que pidieron su cese

Ignacio Quereda, a su llegada al aeropuerto de Barajas. Ampliar foto
Ignacio Quereda, a su llegada al aeropuerto de Barajas. EFE

Ignacio Quereda, seleccionador femenino de fútbol, aseguró este sábado, tras aterrizar en Madrid después de participar en el Mundial de Canadá, en el que no superaron la primera fase, que "no" va a "dimitir" del cargo en el que lleva 27 años. "No voy a dimitir. Si volviera a hacer la planificación sería la misma. Lo único que nos ha fallado han sido los dos amistosos previstos, que a última hora Rumanía y Bulgaria dijeron que no. No se puede achacar la eliminación a no jugar dos amistosos", dijo Quereda, en la terminal 2 del aeropuerto de Madrid Barajas-Adolfo Suárez.

Tras la eliminación, y fechado en Canadá, las 23 jugadoras de la selección emitieron un comunicado denunciando las carencias en la preparación del Mundial y pidiendo "un cambio". "No tengo nada que decir, serán ellas las que lo tengan que comentar. Yo no me he planteado ese problema. Me ha sorprendido y estoy bastante dolido con ese comunicado porque creo que no es cierto", declaró. "La Federación no tiene nada que ver en este tema. Es una responsabilidad total y absoluta mía y la asumo con todas las consecuencias porque todo lo que he pedido y la planificación que he hecho se me han concedido. Si hay alguna culpa o un fallo soy yo, no la Federación ni Angel María Villar", apuntó.

"El problema de la eliminación ha sido que no ha entrado la pelota. Si queremos echar balones fuera y buscar otra justificación, hacemos lo que queráis. Yo no me planteo nada porque no creo que las 23 jugadoras estén en esa dinámica", comentó Quereda, que habló sobre la condición física del combinado nacional. "Nuestra condición física respecto a otras selecciones es inferior. La Federación no tiene nada que ver en eso y yo no entiendo nada. La responsabilidad es absolutamente mía", señaló.

Quereda desveló que ya ha hablado con el presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Angel María Villar, y que, al igual que él, está "preocupado y sorprendido" por el comunicado de las jugadoras. "Hemos hablado por teléfono pero tendremos que sentarnos. Preocupado y sorprendido estamos todos porque siempre todo ha ido francamente bien, jamás ha habido ningún problema, y no haber pasado a segunda fase parece que ha sacado los truenos", expuso Quereda, que piensa seguir en su cargo si cuenta con la confianza de la Federación. "No sé a qué acuerdo hay que llegar. La Federación tendrá que decidir si hace un cambio o no. Yo no tengo que luchar por nada, estoy a disposición de lo que quiera la Federación y lo que decida será lo correcto", comentó.

Quereda, que cumplirá 65 años el próximo mes de julio, aseguró, tras escuchar la pregunta de una periodista que no tiene en mente jubilarse. "¿Por qué hay que jubilarse?. Cuando los cumplas tú lo haces, pero no es la tradición", manifestó. Finalmente, Quereda hizo una valoración de la participación de España en el Mundial de Canadá y aseguró que no pasar a la segunda fase no ha sido un fracaso. "El Mundial no ha sido un fracaso aunque no se han conseguido los objetivos previstos. Estoy decepcionado, con un sabor agridulce, porque el equipo algunos partidos los ha controlado en la primera mitad y en la segunda no lo hemos sabido concretar. En cuanto a la actitud y comportamiento, no hay ninguna pega", concluyó.

"Las 23 estamos unidas"

Natalia de Pablos, delantera de la selección española de fútbol, declaró por su parte que las 23 jugadoras que han participado en el Mundial de Canadá y que han emitido un comunicado denunciando las carencias en la preparación y pidiendo un cambio están "unidas" y van a ir "hasta el final" con sus reivindicaciones.

"El equipo ha emitido un comunicado que firmamos las 23 jugadoras, sabemos el revuelo que se ha montado y veremos qué pasa. Con el seleccionador Ignacio Quereda hablamos antes de hacerlo y le comunicamos nuestro pensamiento y nuestro sentir", confesó Natalia, en la terminal 2 del aeropuerto de Madrid Barajas-Adolfo Suárez. La delantera del Arsenal aseguró que ellas no saben nada sobre cómo ha podido sentar el comunicado a la Federación y lamentó que esta situación empañe el trabajo que han realizado durante el Mundial de Canadá. "Sabemos que está la cosa revuelta, hemos explicado lo que pensamos y veremos qué surge. No sabemos nada más. En principio, lo único que tenemos que decir que lo que hemos hecho en el Mundial ha quedado un poco empañado, que este grupo ha hecho un gran trabajo y que las veintitrés estamos unidas y vamos a ir hasta el final", concluyó Natalia.

"Es el fin de un ciclo y toca algo diferente", añadió la portera Ainhoa Tirapu. "Está bastante claro lo que queremos expresar y lo que sentimos las 23, que estamos de acuerdo.

No es un tema de una dimisión concretamente, es de una situación que queremos que mejore. Si hacemos esto es porque creemos que va a ser mejor para el fútbol femenino. Es el fin de un ciclo y creemos que toca algo diferente. Creemos que es el momento y es la forma de expresar nuestro sentir porque estamos unidas", concluyó

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información