Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El spray entra en escena

El árbitro Nishimura lo empleó por primera vez en un Mundial, tras una falta a Neymar

El árbitro Nishimura vierte el aerosol ante los jugadores croatas. Ampliar foto
El árbitro Nishimura vierte el aerosol ante los jugadores croatas. GETTY

La Copa del Mundo acogió anoche, después de sus 84 años de historia, un nuevo invitado. Un huésped minúsculo, de apenas 20 centímetros de altura y forma cilíndrica. Iba adherido a la cintura del árbitro japonés Yuichi Nishimura, aquel que encarriló el triunfo de Brasil y desconcertó a Croacia en el partido inaugural al señalar una pena máxima inexistente sobre Fred. Pese a aparecer de forma discreta en el escenario desde el pitido inicial, junto a su portador, no cobró protagonismo hasta el minuto 36 del duelo disputado en el Corinthians Arena de São Paulo. Entonces, el croata Rakitic derribó a Neymar y el colegiado pitó la falta. Acto seguido echó una mano a su cadera y cogió el aerosol que irrumpió ayer por primera vez en un Mundial.

El objetivo del uso del spray, una de las grandes novedades en la cita de Brasil junto a los tiempos muertos que pueden solicitar los equipos y la tecnología instalada en las porterías para evitar los goles fantasma, es muy concreto: que los jugadores respeten la distancia reglamentaria en el lanzamiento de las faltas. El árbitro debe dibujar primero un punto circular para definir el origen exacto de la infracción; después, a 9,15 metros, debe trazar una línea recta que delimite la posición de la barrera.

El contenido del aerosol es un líquido gaseoso evanescente que se transforma en una espuma blanquecina cuando entra en contacto con el césped. En teoría, debe evaporarse en un plazo comprendido entre 45 segundos y dos minutos. Superado ese margen no queda rastro alguno sobre el verde. El origen de la invención es diverso. Algunos lo atribuyen a Argentina, país en el que se produce, y otros a Brasil. Sea como fuere, se lleva empleando desde hace años en partidos de la Copa Libertadores, la Copa Sudamericana, Mundiales juveniles de la FIFA y también se testeó en el Mundial de Clubes del año pasado.

Pese a sus reticencias iniciales, el presidente de la FIFA, Joseph Blatter, quedó encantado con los resultados. "Creo que es muy buena solución", dijo en 2013 tras los ensayos en el Mundial de Clubes; "algunos dicen que se pierde mucho tiempo con él, y yo también era bastante escéptico al principio, pero todos los árbitros que han usado el sistema estuvieron encantados con él". Ahora, los mejores lanzadores de faltas y el espectáculo lo agradecen.

El uso del spray dio origen ayer a numerosas bromas en las redes sociales. Una de ellas, referida a la actuación del árbitro Nishimura, fue la siguiente:

El spray entra en escena

Más información