Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ESPANYOL 3 -GETAFE 1

Espanyol de talla XXL

El equipo blanquiazul mantiene su fútbol de posesión y toque para someter al Getafe

Algo se mueve en Cornellà-El Prat. Algo bueno y nuevo. El Espanyol de los niños de Pochettino funciona de rechupete en el ataque, elegante y pertinaz, pero patina en defensa, novel y con pocas cicatrices. Su despliegue, en cualquier caso, fue más que suficiente para rematar al Getafe, un equipo sin chicha ni limoná . Verdú movió los hilos, Callejón puso el picante y Osvaldo, el punto y final.

Ya no es un equipo menor. Quizá los resultados resbalen a su fútbol, pero el Espanyol mantiene una propuesta sugestiva, que se impone sobre cualquier rival que no sea burgués, cuatro o cinco en toda la categoría. Juega el equipo blanquiazul con la pelota y el rival, a través de la posesión y el toque, con el cuero por bandera. Tiene, además, ítems innegociables que le convierten en un equipo seductor, con la presión adelantada, los movimientos al libre albedrío de sus tres media puntas y abundantes recursos ofensivos. Chirría, sin embargo, en defensa; a la imberbe zaga le coge el tembleque cuando el adversario se le tira en tromba. Algo que el Getafe, dócil, ni siquiera probó.

Espanyol 3 - Gatefe 1

Espanyol: Cristian Álvarez; Chica, Víctor Ruiz, Galán, David García; Forlín, Javi Márquez (Molina, min.90); Luis García (Javi López, min.84), Verdú (Dátolo, min.68) Callejón y Osvaldo.

Getafe: Ustari; Torres, ''Cata'' Díaz, Rafa, Mané; Boateng (Manu, min.56), Borja; Parejo (Colunga, min.79), Ríos (Albín, min.56), Gavilán y Miku.

Goles: 1-0, min.34: Osvaldo. 2-0, min.56: Osvaldo. 2-1, min.64: Galán (pp). 3-1, min.90+3: Dátolo.

Árbitro: Ayza Gámez (comité valenciano). Amonestó con cartulina amarilla a Rafa (min.21), Luis García (min.42), Borja (min.42), Miku (min.61), Galán (min.75), Manu (min.89) y Javi Márquez (min.89).

Incidencias: partido correspondiente a la primera jornada de Liga de Primera división de la temporada 2010-11, disputado en el estadio Cornellà-El Prat ante 23.421 espectadores. Los jugadores del

Espanyol salieron al campo con unas camisetas de ánimo a su

compañero lesionado Felipe Mattioni.

Los vacíos de Soldado (Valencia) y Pedro León (Madrid) resultan profundos para el Getafe, que no encuentra en Borja el pase final ni en Miku la culminación del juego colectivo. Les falta la pelota, pie y desequilibrio. A Boateng, que corre por cuatro, no le importó demasiado porque se siente cómodo de lado a lado, imponiendo su físico sobre el juego. Pero sufrió Parejo, un fino estilista que persiguió a la pelota y no sus pases definitivos. Tan poco jugó el Getafe, que apenas sí se le contabilizó un par de disparos. Lo agradecieron Cristian Álvarez y su zaga, un punto débil a tener en cuenta.

Asumida la marcha de Pareja (Spartak Moscú), el Espanyol alineó a cuatro canteranos en la primera línea. Todos bajos, más allá de los 185 centímetros de Víctor Ruiz, delicioso en la salida de la pelota pero que comete pifias puntuales que dejan en serio entredicho a sus compañeros. Un síntoma, en cualquier caso, de lo que deriva este equipo, más ofensivo que rácano. Tuvo, incluso, delirios de grandeza que la hinchada aprobó como naturales. Como ese córner que acudió Víctor Ruiz a rematar de volea fuera del área, al estilo del Queso Mecánico (Albacete) de Zalazar, o como esa jugada involuntaria de Callejón que emuló por casualidad el regate sin tocar la pelota de Pelé sobre Mazurkiewicz en el Mundial de 1970, también sin éxito. Pero para finalizar ya está Osvaldo.

A la que Boateng se despistó, Verdú le robó la cartera y asistió a la carrera de Callejón. Pase al otro lado y diana de Osvaldo. Y en un córner mal despejado por el Getafe, se presentó de nuevo Osvaldo, que agujereó a Ustari. Un partido definido solo complicado por el tanto en propia puerta de Galán y un disparo al palo de Colunga. Pero Dátolo, a última hora, resolvió un pase de Callejón.

Osvaldo puso la dinamita, el Getafe la otra mejilla durante un buen rato y el Espanyol, el fútbol.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.