Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
FÚTBOL | INTERNACIONAL

Crouch termina con el robot que lleva dentro

El inglés anuncia que no volverá a celebrar los goles con el famoso baile del robot, salvo en ocasiones especiales

El delantero inglés del Liverpool Peter Crouch ya está harto de sentirse como un cómico al que le piden que cuente siempre el mismo chiste. El inglés ha declarado en la página web del club que no volverá a realizar su famoso ritual del robot, que utiliza para celebrar sus goles, a no ser que marque uno en la final de la Liga de Campeones.

El espigado delantero de los Reds hizo por primera vez su celebración cuando anotó un gol con la selección inglesa ante Hungría en mayo del 2006. Antes, había llegado a un pacto con su compañero en la selección y en el Liverpool, Jamie Carragher, quien había visto a Crouch moverse de tan estrafalaria manera en una de las fiestas de David Beckham.

Crouch explicó que todo se debe al hecho de que cuando era pequeño siempre "hacía el tonto" con robots. Sin embargo, a pesar de varias peticiones, Crouch desea acabar con la robotización que le hizo famoso. "Me siento como debe sentirse Ricky Gervais (famoso cómico británico) cada vez que le piden que haga su baile".

"A partir de ahora, sólo lo haré en ocasiones especiales. Si marco un gol en la final de la Liga de Campeones lo haré de nuevo", ha sentenciado.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.