Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Roseanne Barr: “Trump es un pensador progresista”

La humorista ha regresado a la televisión estadounidense batiendo récords de audiencia y generando polémica

Roseanne Barr, en la premiere de la serie el pasado 23 de marzo en Los Ángeles.
Roseanne Barr, en la premiere de la serie el pasado 23 de marzo en Los Ángeles.

En Hollywood ninguna actriz habla de menopausia. Pero Roseanne Barr no es una actriz. Como deja claro a EL PAÍS, ella es humorista. Por eso dice lo que quiere. Por ejemplo, arranca esta entrevista asegurando que la menopausia la ha calmado. “Ha sido un gran cambio, como lo fue la pubertad”, afirma, siempre polémica. O cuando dijo a su entrevistador durante un programa de máxima audiencia que cerrara su “jodida boca” cuando intentó discutir su ideología política. “Delante de las cámaras me vengo arriba. Yo también lo he notado”, explica con una de sus rotundas carcajadas.

Esta es Roseanne Barr, a sus 65 años la estrella del momento como lo fue hace dos décadas, entonces y ahora gracias a la misma serie, esa que produce y protagoniza y que lleva su nombre por título: Roseanne. Si entonces la serie hizo historia mostrando dentro de un formato enlatado como el de las sitcoms estadounidenses algo fresco y auténtico, un fragmento de la sociedad americana, ahora ha regresado entre el éxito y la polémica. La familia Conner, en el centro de la serie, votó a Trump, un pecado en el Hollywood progresista. Para echar más sal a la herida, el debut de Roseanne es el mayor éxito de la temporada, con una audiencia de 18,4 millones de espectadores, más que en su despedida, y el más visto en diferido. “Sé lo que les interesa porque vivo con ellos. Tengo una granja en Hawái y vivo en una comunidad agrícola. Los temas que toco son los que oigo y veo, no sondeos de mercado. Hablo de la vida que conozco desde que nací”, explica la actriz, que en 2011 convirtió su vida cultivando nueces de macadamia en un reality.

Roseanne Barr y John Goodman, en el regreso de 'Roseanne'. / Tráiler de la serie.

A juzgar por el arranque de estos nueve episodios, son temas actuales como la sanidad, el derecho a tener armas, el desempleo o el ejército. La diferencia es que Roseanne, también miembro del equipo de guionistas, no piensa como el resto de su industria. Como los Conner, ella apoya a Trump. “Él también es un provocador”, se compara. “Le gusta poner a la gente en marcha y le entiendo”, añade de alguien a quien conoce personalmente y que la llamó para felicitarla por su reciente éxito. “Siempre ha sido bueno conmigo y yo le tengo por un pensador progresista”, agrega.

Además de comediante, Roseanne es una provocadora. El humor y la provocación la acompañan desde niña. Según explica, viene de una cultura donde las mujeres son fuertes y usan el humor para romper el hielo y decir la verdad. Eso convierte las cenas familiares de cada viernes en algo muy cercano al caos que rodea el sofá de Roseanne en la serie. “Mis tres hijas, en los 40, solo hacen lo que les dice Anderson Cooper”, describe las batallas familiares, mencionando a uno de los periodistas más incisivos contra el régimen de Trump.

Aun así y siendo fiel a la televisión que siempre le gustó, la del escritor Norman Lear, la que durante años lideraron mujeres como Lucille Ball, Mary Tyler Moore o Carol Burnett, prefiere tender una rama de olivo al clima político actual. Como apunta más de un crítico tras ver los primeros episodios, detrás del ruido trumpista que acompaña su estreno, hay una serie menos conservadora de lo que aparenta. “Espero que sirva de algo porque estamos muy divididos, siempre discutiendo de las elecciones y así, pero sin intentar entender por qué la gente se siente como se siente”, resume quien solo aspira a “hacer reír y ser capaz de llegar y comunicar con la audiencia”.

Estrenos de la semana Consulta el calendario completo
12lunes
13martes
14miércoles
Marte
National Geographic
Temporada 2
15jueves
Mom
Mom
TNT
Temporada 6
16viernes
17sábado
18domingo

Más información