Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Las campanadas que nadie vio?: Castilla y León consigue un 0% de ‘share’

La cifra es, en el argot televisivo, un 'cero técnico'

Las campanadas de Castilla y León

A estas alturas, casi todo el mundo sabe que las Campanadas de TVE fueron las más vistas de la pasada Nochevieja, que el vestido de Pedroche consiguió una buena cifra para Antena 3 y que Telecinco bajó mucho su audiencia. ¿Pero qué ocurrió con las televisiones regionales? ¿Cuál fueron las Campanadas menos vistas? Parece que el premio se lo llevó Castilla y León. ¿O no?

Esta Comunidad Autónoma consiguió un 0% de share y cero espectadores, según datos de Kantar Media. El programa de actualidad de la radio de la Universidad Complutense de Madrid Guerra de Medios publicó el dato en su cuenta de Twitter.  El tuit consiguió 8.558 retuits y 7.617 me gustas. Las Campanadas no eran en directo. El día 22 se grabaron en Salduero, en Soria, y su retransmisión se limitó a un primer plano del reloj.

Aunque la noticia corrió como la pólvora en la red social, con bromas incluidas, este cero se debe en realidad a un problema con el sistema de medición de audiencia en España. Algo que no solo afectó a la cadena regional sino también a DKiss, Teledeporte, Gol, entre otras. Se trata de lo que se denomina en el argot televisivo un "cero técnico".

"No les vio ni su familia"

"No les vio ni su familia" fue el tuit más repetido por los internautas. Pero esto no es del todo cierto. Simplemente, lo que significa es que no lograron representación en el panel de audímetros. Las audiencias en España se miden mediante una muestra representativa de la sociedad, que asciende a 4.755 audímetros tras el último aumento que Kantar Media realizó en septiembre de 2017. De estos, Castilla y León cuenta con tan solo con 300 audiómetros y ninguno de estos televisores sintonizó las campanadas de la región, lo que no quita que otros ciudadanos de la Comunidad sí lo hicieran.

Castilla y León TV no es una televisión pública. RTVCyL, propietaria de los dos canales, es una empresa privada repartida al 50% entre Edigroup, fundada por el constructor José Luis Uribarri, y Promecal, del también constructor Antonio Miguel Méndez Pozo. La empresa recibe por parte de la Junta de Castilla-León entre 18 y 25 millones de euros cada año.

Más información