Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ciudadanos ve opciones de que Villacís sea la alcaldesa de Madrid

En la reunión de la tarde entre PP y Cs para la Comunidad intercambiaron documentos sin discutir quién encabezaría un futuro gobierno regional

Los equipos negociadores de PP y Ciudadanos en la reunión de este viernes en el edificio de grupos municipales del Ayuntamiento. En vídeo, viernes de movimientos en los pactos de gobierno.

El PP y Cs arrancaron este viernes las negociaciones para formar gobierno en el Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid —para lo que necesitan los votos de Vox— sin abrir el debate de quién lideraría los ejecutivos. Ninguno ganó las elecciones. El PP fue segundo, empeorando resultado, mientras que Cs, tercero, lo mejoró. Para evitar el conflicto, los dos socios se centrarán en el programa de los posibles gobiernos, dejando para el final el nombre de sus líderes. Cs ve opciones de que Begoña Villacís sea alcaldesa, y no renuncia a Ignacio Aguado en la Comunidad.

Pasado el mediodía, todas las alarmas se dispararon en el PP. Acababa de terminar la reunión con Cs en el Ayuntamiento de la capital, que precedía a la que mantendrán luego a nivel autonómico representantes de las dos formaciones. Y el PP había descubierto que Cs no acude a esas citas asumiendo que José Luis Martínez Almeida deba ser el próximo alcalde de la capital, o que Isabel Díaz Ayuso vaya a ser la próxima presidenta de la Comunidad.

“Tras la reunión podemos decir que Ciudadanos se ha instalado en la indefinición, para nuestra sorpresa”, señaló Andrea Levy, vicesecretaria de la dirección nacional del PP, concejal del Ayuntamiento e integrante del equipo negociador de la formación conservadora en la capital. “Hemos comprobado que Ciudadanos no muestra su disposición a que haya un gobierno alternativo a Carmena liderado por el Partido Popular”, continuó. “Si hace dos semanas los madrileños estaban ilusionados con que no siguiera Manuela Carmena en el Ayuntamiento, no se entendería que no pasara”, agregó, subrayando que queda poco tiempo para elegir al próximo alcalde de Madrid (el sábado 15 de mayo). “Le pedimos a Ciudadanos que se defina, que despeje las incógnitas y las dudas cuanto antes y seguir trabajando, como vamos a seguir trabajando desde el Partido Popular, para llegar a un acuerdo programático y que el próximo sábado tengamos el Ayuntamiento del cambio de Almeida y no el de Manuela Carmena”.

“Que Begoña Villacís sea alcaldesa es una opción real”, afirmó una fuente que cuenta con la confianza del líder de Cs, Albert Rivera. “¿Por qué no?”, se preguntó. “Ni el PP ni Ciudadanos han ganado las elecciones, y por eso puede ser cualquiera: o ella o Almeida”, argumentó, recordando que Manuela Carmena fue quien se impuso en los comicios de mayo, seguida por Martínez Almeida y Villacís. “Cuando haya un proyecto común, quién lo lleve o quién lo lidere (...) forma parte también de la negociación”, añadió. “Si ni ganar las elecciones te da derecho a liderar una coalición, mucho menos cuando no las ganas. Así que me parece razonable que cualquier opción esté abierta”, dijo sobre la legitimidad que consideran que tienen también ellos, y no solo el PP, para intentar gobernar.

Visto el conflicto que había estallado a escala municipal, las dos formaciones abordaron de otra manera su reunión de la tarde, centrada en el futuro de la Comunidad. Allí tampoco se habló de quién encabezaría el próximo Ejecutivo, pero sí se intercambiaron documentos para empezar a armar un acuerdo de gobierno. Las dos partes volverán a verse el lunes.

Acuerdo programático

“La negociación es para hablar de qué queremos hacer. Quién lo va a hacer, en qué condiciones y en qué puestos es una negociación que todavía no hemos abierto”, resumió Ignacio Aguado, el líder regional de Cs, que acudió a la cita con José Manuel Villegas, secretario general de su partido. “He visto voluntad real por ambas partes de llegar a un acuerdo, y hemos querido las dos partes hablar de programa, de lo que les interesa a los madrileños, de lo que vamos a hacer esta legislatura”, siguió. “Hemos intercambiado varios documentos”, remató Aguado, que se abrió a “hablar” con Vox y reunirse con su líder regional, Rocío Monasterio, antes del martes.

No es un asunto menor. PP, Cs y Vox se necesitan para decidir ese día la presidencia de la Asamblea de Madrid —un puesto clave para acelerar o frenar la tramitación de leyes durante la legislatura— y también para elegir al próximo presidente de la Comunidad. Sin embargo, Aguado se ha negado hasta ahora a abrir un diálogo directo con Monasterio, aplicando el veto decidido por la Ejecutiva nacional de Cs a cualquier negociación directa con Vox.

“Les pido a todas las formaciones políticas que consiguieron ilusionar a los madrileños el 26 de mayo por la noche [jornada de las elecciones] que no den al traste con esa ilusión”, pidió Teodoro García Egea, el secretario general del PP, desplazado hasta la Asamblea de Madrid para acompañar a Díaz Ayuso en su reunión con Ciudadanos. “Nos tenemos que poner de acuerdo”, siguió. “La ilusión se construye con programas”, remató, evitando pronunciarse sobre quién debía liderar esos gobiernos.

Con todas las cartas sobre la mesa, sigue la partida. Ciudadanos sueña con jugar la baza de que el PP haga alcaldesa a Villacís a cambio de que Díaz Ayuso sea presidenta de la Comunidad. El PP, con que Cs le acabe apoyando en los dos lados ante el peligro de que en caso contrario gobierne la izquierda. Y en medio, Vox, que espera a que le llamen para negociar a tres bandas los gobiernos de Madrid.

Tres fechas límites que presionan a los candidatos

Las horas están contadas para las negociaciones en las que se dirimirán el gobierno del Ayuntamiento y el de la Comunidad de Madrid. La decisión más urgente es la de la Mesa de la Asamblea, un órgano clave que marca el ritmo de la legislatura. Tienen 72 horas, hasta el martes 11 de junio, para discutir y decidir quién ocupará la presidencia y los otros seis puestos, tres vicepresidencias y tres secretarías. Ciudadanos, que de acuerdo con su representación en la Cámara tendría derecho a un puesto, ha exigido al PP dos asientos como base para su negociación, entre ellos, la presidencia. No le bastarán sin embargo los votos del PP, y Vox ya ha advertido de que no apoyarán una decisión en la que no se les incluya. Ignacio Aguado, que hasta ahora ha evitado reunirse con el partido de ultraderecha, manifestó ayer que no tiene “ningún inconveniente” en sentarse con ellos, igual que con el resto de fuerzas. Tendrá que darse prisa.

La segunda fecha límite es el próximo sábado. El 15 de junio se constituye el Ayuntamiento de Madrid, como todos los del país. El resultado de la negociación de la Mesa de la Asamblea dará pistas sobre las posibilidades reales de que haya acuerdo en el bloque de las derechas o no. Si Ciudadanos, PP y Vox no lograsen ponerse de acuerdo en la semana que tienen por delante, Manuela Carmena, como cabeza de la lista más votada en las municipales del 26 de mayo, volvería a ser alcaldesa.

El siguiente hito es la investidura del presidente o presidenta de la Comunidad. Según el reglamento de la Asamblea, el último día posible para celebrar el pleno sería el 11 de julio. Que se resuelvan las incógnitas de la Mesa y el Ayuntamiento no significa que los políticos puedan llegar con menos presión a esa fecha.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información