Cómo usar al tripartito en vano

El Consell echa en cara a la oposición una decisión del tripartito catalán que fue de CiU y el PP

La secretaria autonómica de Presidencia, Cristina Macías, al llegar a la comisión en las Cortes.
La secretaria autonómica de Presidencia, Cristina Macías, al llegar a la comisión en las Cortes. JORDI VICENT

Fue un ejemplo de manual de cómo usar el nombre del tripartito en vano. La secretaria autonómica de Presidencia de la Generalitat, Cristina Macías, compareció este jueves en sustitución del vicepresidente del Consell, José Ciscar, en una comisión parlamentaria para defender la voluntad de consenso del Ejecutivo que preside Alberto Fabra en torno a la nueva ley de Ràdio Televisió Valenciana (RTVV). La oposición en bloque arremetió contra el Consell y contra el PP por un proyecto que, además de abrir la puerta a la privatización, considera que restringe completamente la pluralidad y la capacidad de control democrático del ente público. Y para atacar a los tres grupos de izquierdas Macías esgrimió una supuesta decisión del “tripartito” catalán que corresponde en realidad a Convergència i Unió y a su propio partido, el PP, en Cataluña.

El portavoz de Compromís, Enric Morera, señaló que “sería una temeridad” que el PP optara por aprobar “unilateralmente” una ley que debería responder a un consenso. “Hagamos el cuatripartito para RTVV”, emplazó a los populares, en alusión a las críticas de la derecha por la enmienda con texto alternativo presentada conjuntamente por los tres grupos de la oposición.

La portavoz de Esquerra Unida, Marga Sanz, calificó de “diálogo de besugos” desde el principio el supuesto propósito del Consell de pactar con las fuerzas parlamentarias la ley a partir de un documento de bases para el acuerdo. Sanz incidió en que la elección del director general en segunda vuelta por mayoría absoluta, si en primera vuelta no se alcanzan los tres quintos, pone en manos del PP la dirección del canal autonómico.

“Tienen pánico a soltar la botella de la mentira”, dijo Josep Moreno

El diputado socialista Josep Moreno fue aún más lejos y acusó al PP de que, además de no aceptar pasar de tres quintos a dos tercios la mayoría de bloqueo para elegir al director general, ha presentado una enmienda al proyecto del Consell en la que se establece también una segunda vuelta por mayoría simple en la elección de los miembros del consejo de administración, lo que permitirá a los populares copar la representación y evitar cualquier posibilidad de bloqueo. “Esta enmienda es su auténtico decálogo”, clamó Moreno. “Es una vergüenza”.

Cristina Macías, que destacó la elección del director general por las Cortes Valencianas como un avance y argumentó que el Consell tiene propósito de “transparencia y voluntad de consenso”, rechazó la acusación de Moreno de estar elaborando “una ley de país totalitario” y acusó a la oposición de criticar aquí lo que sus homólogos aprobaron en otros sitios, como en Cataluña.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Macías añadió que el “doble procedimiento” de elección de director general y de consejeros se introdujo en la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals, empresa pública responsable de TV-3. “Los del tripartito avalaron este criterio para evitar que una mayoría de dos tercios pueda convertirse en un mecanismo de bloqueo”, señaló la secretaria autonómica, que consideró “llamativo” que los partidos de la oposición desautoricen lo que allí se hizo.

Morera propone un “cuatripartito” para aprobar la ley de RTVV

En realidad, el “tripartito” que aprobó esa modificación en la ley de la Corporació Catalana nada tiene que ver con el PSPV, ni con Compromís, ni con Esquerra Unida del País Valencià. Ni con Pasqual Maragall al frente ni con José Montilla, el Gobierno de izquierdas y catalanista modificó la regulación de los medios de comunicación públicos en Cataluña. Fue el pasado mes de febrero, con Artur Mas en la presidencia de la Generalitat, cuando se aprobó una ley de “modificación de diversas leyes en materia audiovisual” con los votos de CiU, el PP y el independentista Joan Laporta. Tanto el PSC, como Esquerra Republicana o como Iniciativa per Catalunya-Verds-Esquerra Unida i Alternativa, se opusieron. En esa ley se modifica, en efecto, la elección del Consell de Govern de la Corporació Catalana para que, si no se produce en primera vuelta por dos tercios, lo haga en segunda vuelta por mayoría absoluta.

Tal vez Cristina Macías se confundió porque el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, esgrimió, en defensa de la misma modificación en RTVE, ese precedente para responder a las críticas de los diputados catalanes. El socialista Josep Moreno tenía razones para asegurar que los populares valencianos sienten adicción a la manipulación y el control del RTVV. “Tienen pánico a soltar la botella de la mentira”, sentenció.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS