Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Así será el 'reality' de Ana Obregón explicado por ella misma

'Algo pasa con Ana' narrará el día a día de la presentadora (y bióloga). Hablamos con ella de los Beckham, del affair Lecquio-Hornillos, de sexo tántrico y de su ligue ‘El Empotrador’

Ana Obregón.

“El título Algo pasa con Ana lo busqué yo por hacer un homenaje a Cameron Diaz en Algo pasa con Mary”. Uno piensa en la falsa gomina del tupé. Pero no hay picardías de este tipo en el discurso de una sonriente y buenrollista Ana Obregón. Ambigüedades sí, para qué engañarnos. Ana Obregón regresa a televisión tras acabar “agotada” de Ana y los siete (2002). Lo hace en un canal nuevo (DKiss), con un reality que coincide con los de Alaska y Mario o Las Campos. De forma discreta en cuanto a la plataforma de lanzamiento; pero a todo gas cuando presenta su producto (ella misma) en el FesTVal de Vitoria ante (todo hay que decirlo) un buen puñado de periodistas que nos reímos (y mucho) con sus ocurrencias.

"Se me ha valorado en el sector. He tenido audiencias altas y tengo mogollón de premios"

¿Hablarás de tu enfrentamiento con Victoria Beckham, del lío de Lecquio con Olvido Hornillos, del incidente de aquel del avión, de…? “La vida de todo el mundo merece ser contada”, intenta hacernos creer la Obregón. Pues mira, no. Pero la tuya, sí. Queremos saber cuál es tu mantra, dónde compras el pescado, cómo te relacionas con tus ex, con tu hijo Alex, quién te maquilla en casa, con quién ves la tele, si comes porras como Terelu (Ana prefiere los churros), por qué acabas por los suelos cuando menos te lo esperas… “Tengo un ensayo de persecución de 35 años de cámara”. Por eso mismo. Hemos visto a la actriz y presentadora de televisión más que a nuestra propia familia. “La mayoría de vosotros habéis crecido conmigo, soy como un mueble de vuestras casas”, nos suelta.

Pero, ¿y detrás de las cámaras? Mejor que nos lo cuente ella misma.

Sobre Anita la Fantástica 

Harta de la televisión

"Después de Ana y los siete necesitaba desconectarme, acabé muy harta de la televisión. A ver quién puede decir que ha estado en televisión 35 años. El teatro es lo mejor que he podido hacer para desconectar. Nunca he querido presentar, pero siempre me llaman para ello. Se me ha valorado en el sector. He tenido audiencias altas y tengo mogollón de premios". 

"Si este reality me lo llega a ofrecer cualquiera de las otras cadenas no lo hubiera hecho. No me fío"

Así soy yo

"La primera vez que me lo ofrecieron me negué en rotundo. Me convenció de que no sólo se viera mi vida en casa si no cómo es la vida de una actriz. Cómo cuido de mi hijo o voy a comprarle el pescado al súper. Me animó el programa de Bertín Osborne porque todo el mundo dijo que fue una maravilla. Llevo tantos años en la tele que ésta es una forma de verte tranquila en tu casa. Se ve la Ana de verdad, la que intento ser siempre, pero no se puede. Las puertas de las grandes cadenas siempre las he tenido abiertas, otra cosa es que yo quisiera. Si este reality me lo llega a ofrecer cualquiera de las otras cadenas no lo hubiera hecho. No me fío. Mi apuesta era por una nueva cadena". 

Ana, enfadada

"Me váis a ver enfadada, claro, pero es verdad que me enfado muy poco. Intento tener buen rollo. El primer episodio es el más tranquilo; a partir del segundo es una verdadera locura. Soy positiva, me río de mí misma y quería que la gente se lo pasara bien con lo que iba a ver. No me voy a poner a llorar. Eso lo hago yo sola. El entretenimiento es divertirte".

De compras en el súper

"Salgo haciendo la compra porque la compra la hago yo. A la pescadería voy yo, coño. Lo llevo fenomenal. Tengo ahí a Iginio que es mi pescadero y, encantada con él. [En el reality se escucha que le pregunta si quiere magro y ella contesta: “¿El qué?”]".

Let’s tal about sex

"La gente que sale están encantados. Por ejemplo, voy con mi amigo el cantante Juan Peña a una clase de sexo tántrico. Pero también vemos a Antonio Banderas, Carmen Lomana, la infanta Elena [en el hipódromo]… En otra ocasión, entro en un sex shop de incógnito. Se me cayó la peluca y todo cuando me enseñaron un vibrador gigante. Por cierto, es carísimo y por eso no compramos nada".

Citas a ciegas

"Las citas a ciegas son lo más fuerte del reality. Creamos un perfil en Internet y me he disfrazado de diferentes personajes. Había un tipo con el que quedé que se hacía llamar 'El Empotrador'. Yo era Flor de Loto".

Mis novios

"Entro en un sex shop de incógnito. Se me cayó la peluca y todo cuando me enseñaron un vibrador gigante"

"Me he alejado de la prensa del corazón desde el momento que he dejado de tener novio. Si no tienes novio, no sales. Tener una pareja que no es del medio es fulminante, acaba con todo. He acabado alguna relación por culpa de eso".

Mi hijo

"Con Alex se me cae la baba. Nunca ha querido ser hijo de… Empezó en el garaje de casa para no pagar alquiler y montó una empresa. A raíz del derrame de mi madre creó una ONG y quiso que yo entrara para que tuviera visibilidad".

Lo que no se ve

"Me he negado a que se metieran en el cuarto de baño, cuando me duchaba… [En el primer episodio, se está cambiando de ropa y se pone un vestido bastante apretado]. En las Campanadas también llevé un vestido un poco justo y tuvieron que colocarme la petaca entre las piernas. Me daba cierto gustito…"

La fama

"La fama es un coñazo que no te lo puedes imaginar. Te dicen que sirve para que te den mesa en un restaurante y te cuelen en el dentista, pues mira, no. La gente que te para por la calle es maravillosa. Te agobia si estás con el solomillo en la boca y te hacen una foto, pero no me puedo quejar. Cuando empecé éramos famosos los profesionales. Me he ido cuatro años fuera de España y ahora no sé quiénes son estos famosos".

Pez en redes

"En Instagram la gente me dice que transmito buen rollo y naturalidad, que parezco buena gente, que tengo energía. Aunque rodar un reality agota, son muchas horas. He descubierto recientemente Instagram y soy muy mala. ¿Por qué voy a subir una foto si he luchado toda mi vida porque no me sacaran fotos?"

Las Campos

"Me enganché a las Kardashian pero el reality se basa en su familia y en el mío, mis padres y hermanos no salen. A las Campos las adoro, pero buscamos diferentes contenidos para que tengan un ritmo [Ana también cuenta con una asistenta carismática llamada Dorina, una filipina con la que habla en inglés y que sonríe divertida]. El de Alaska y Mario es divertidísimo. Pero yo no me caso como ellos".

Rodar en casa

"He controlado los contenidos antes de rodar, pero no he tenido nada que ver en la edición. Me he obsesionado con el hecho de llevar cámaras a todas partes. He tenido sólo 10 días de vacaciones y tenía la sensación de que llevaba el micro".

Perder el equilibrio

"Me caigo porque odio los tacones y acabo por los suelos. También porque tengo vértigo: en los ascensores transparentes me tengo que tirar al suelo. En el reality me han llevado un mago para quitármelo, me hipnotiza".

"Acabé de ellos [Los Beckham] harta"

Futuros proyectos

"Hace un tiempo dije que iba a hacer una película al estilo Homeland, porque secuestraban a un americano. Pero no era una versión de Homeland. Ahora tengo una serie, pero no puedo contar nada. Será comedia, como siempre. A la tele le faltan programas de entretenimiento, no del tipo La voz o Tu cara me suena, si no más estilo concurso como Qué apostamos o El gran Prix. Y faltan series en plan comedia romántica…"

Los ganchos del 'reality': Ana vs…

Sobre Antonia Delatte

"Antonia y yo nos llevamos muy bien, pero me da mucho corte pedirle que salga. ¿Tú crees que seguro que le encanta salir? Igual… [En el primer episodio Ana y su hijo preparan una gala benéfica y se lo deja caer a Lecquio para que la llame]".

Sobre Victoria Beckham

"He hablado en el reality, claro, y, además, se cuenta mucho… y lo hemos grabado, bueno… [¿En el gimnasio?]… se cuenta lo que pasó, dónde me tiró de los pelos… No soy cotilla, pero me gustaría ver a Meryl Streep o Julia Roberts en un reality como el mío. O a Angelina Jolie y Brad Pitt, porque los admiro. A los Beckham, no, acabé de ellos harta". 

Sobre Olvido Hormigos

"Va a salir la verdad de todo. Lo que no sé es si me lo van a censurar porque yo decido los temas antes de rodar, pero no he metido mano en la edición. Si queréis saber lo de Olvido lo tenéis que ver. [Lecquio sí aparece, invitado a la gala de su hijo]".

La filosofía de Ana Obregón: sus grandes frases

"Mi vida tiene los momentos de dolor que yo transformo en comedia".

"No me considero historia de España, coño".

"No sería jurado en televisión nunca: no me gusta juzgar y no me gusta que me juzguen"

"Sonreír es importante en este negocio y en la vida. Medito con una sonrisa".

"Soy rubia pero no soy tonta. Que soy bióloga, por si no lo sabéis".

"Ser bueno no es aburrido, las cosas negativas tienen más poder."

"Apúntate a la vida, di lo que piensas". 

Puedes seguir Tentaciones en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.