Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Y aún nos preguntan qué queremos

En la década de los noventa, las feministas, y todas las personas preocupadas por la igualdad, hicimos propuestas para cambiar el lenguaje sexista que discriminaba a las mujeres en el acceso a determinados puestos de trabajo. Es más, hubo recomendaciones de las instituciones en esa materia. Veinte años después, entre los requisitos para trabajar en el Salón del Cómic de Barcelona aparecen los siguientes: “Morenas, de más de 170 centímetros y con una talla de pecho mínima de 95 centímetros”. Y todavía nos preguntan qué queremos.— Begoña Muruaga.

 

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.