CARTAS AL DIRECTOR

Puntualización sobre Gilad Shalit

Boston, Massachusetts, Estados Unidos 27 SEP 2012 - 00:03 CET

El subtítulo al artículo de la sección de Deportes del 26 de septiembre respecto a la posible asistencia de Gilad Shalit como invitado a un partido del Barça habla de una “Polémica por la supuesta invitación del Barça a un militar israelí involucrado en la matanza de Gaza para que asista en el Camp Nou al clásico del 7 de octubre contra el Madrid”. Esta frase contiene varias incorrecciones.

En primer lugar, Gilad Shalit no es un militar israelí “involucrado” en matanza alguna, sino un joven que, mientras realizaba su servicio militar obligatorio, fue secuestrado por el grupo Hamás, considerado un grupo terrorista por la UE, el Departamento de Estado de EE UU y otros países occidentales. Por ello, Shalit no participó en confrontación bélica alguna, ya que se encontraba escondido en contra de su voluntad mientras le eran denegados todos los derechos recogidos bajo la Tercera Convención de Ginebra para soldados capturados.

En segundo lugar, el empleo del término la “masacre de Gaza”, no puede ser más tendencioso, ya que reduce un enfrentamiento entre un país y una entidad atacante a una consigna propagandística y convierte al medio en portavoz de una de las partes.— Masha Gabriel. Directora de ReVista de Medio Oriente.

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

la cuarta página

Los ‘lobbies’ necesitan una regulación

Numerosas resoluciones y acuerdos sobre las organizaciones de intereses duermen el sueño de los justos

Un proyecto para España

Si llegara a fracasar, no se debería a la organización del Estado —autonómico, centralista, federal, confederal— sino a la incapacidad de lograr que sus ciudadanos se sientan parte de una misma comunidad

LA CUARTA PÁGINA

Frente al desafío, las razones y la ley

Se sabe que las pretensiones secesionistas catalanas son ilegales; hace falta probar ante los ciudadanos que son además ilegítimas

LA CUARTA PÁGINA

Hay que encontrar una salida

A la visible deslealtad que las autoridades catalanas no se le puede hacer frente únicamente con la aplicación de las leyes

LA CUARTA PÁGINA

La vida sin cuerpo

Las nuevas tecnologías sirven para facilitar la comunicación, pero pueden terminar quitándole toda su complejidad

la cuarta página

Todos quieren café

Otras autonomías quizá reclamen los avances que obtengan los nacionalistas y se frustren los deseos de estos para distinguirse

Cuenta atrás para el Estado Islámico

Con sus atrocidades, el EI ha abierto la caja de los truenos que lleva a su final

Izquierda europea: renovarse o morir

La cultura de gobernar es difícil para partidos que han perdido sus dogmas

Los límites en la lucha contra el Estado Islámico

Se puede defender la intervención militar mientras haya abusos y genocidio

De clavos y martillos en Escocia y Cataluña

Adentrarse por la ruta del referéndum es un error, igual que no afirmar la vía federal

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana