Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Viola, te regalo mi Oscar"

Meryl Streep dona los 7.600 euros del premio de la Academia a una organización benéfica de la actriz de 'Criadas y señoras'

Ampliar foto
Meryl Streep y Viola Davis. AP

En opinión de muchos cronistas de Hollywood, Meryl Streep se quedó este año con el Oscar que le correspondía a Viola Davis. Pero la actriz de actrices sabe como dar las gracias. Además de compartir el galardón, el tercero de su carrera, con sus rivales en medio de la alegría y las lágrimas del momento la protagonista de La dama de hierro dejó que su talonario le diera las gracias a Davis con sendas donaciones a dos de las organizaciones más queridas de la intérprete de Criadas y señoras.

A pocas horas de anunciarse su victoria en los Oscar, la escuela pública de Central Falls (EEUU) donde se crio Davis recibió de Streep una donación de 10.000 dólares (7.622 euros) que ayudarán a mantener abierta la biblioteca local y beneficiará a unos 200 estudiantes al año. Además, una semana más tarde, la memorable actriz de Los puentes de Madison y Memorias de África destinó la misma cantidad al programa de becas de la Fundación Rhode Island (EEUU) que Davis, 46 años, creó con su hermana Dolores en 1988 y que al igual que la escuela de Central Falls centra los esfuerzos benéficos de la actriz..

 Davis y Streep se conocieron en el rodaje de La duda (2008) y desde entonces han mantenido una relación de amistad salpicada por la rivalidad que en ciertos momentos, como en la última edición de los Oscar, las enfrentó como las dos grandes favoritas a la preciada estatuilla. Contra todo pronóstico Streep ganó, una victoria que incluso sorprendió a la propia actriz de 62 años que devolvió a la vida la figura de Margaret Thatcher. Sin embargo fue Davis quien se llevó el beneficio del premio gracias a las donaciones de Streep, quien tomó nota mental de las preocupaciones sociales de su compañera de trabajo.

 No es la primera vez que la intérprete de Mama Mia! deja que su chequera hable por ella. Pero como todo en la vida de esta actriz idolatrada tanto por el público como por sus compañeros de profesión, los gestos de generosidad de Streep se dan detrás de las cámaras. Tras su trabajo en la película Música del corazón Streep y su marido, Don Gummer, se convirtieron en los principales benefactores de los programas musicales de la escuela Opus en el Harlem (EEUU), centro en el que transcurre la cinta.

En 2010 se calcula que la intérprete hizo entrega de 1,6 millones de euros a diferentes organizaciones, entre ellas al Centro de estudios superiores Vassar, Oxfam América, la coalición estadounidense para los sin techo y al servicio de comidas gratuitas Meals on Wheels de Nueva York además de otros grupos benéficos locales. Streep, firme defensora de los derechos de la mujer y que en los últimos años de su carrera centra su interés en trabajos dirigidos por realizadoras, también hizo entrega el pasado año de cerca de 153.000 euros al Museo Nacional de la Mujer en EEUU.