Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Los escándalos que afectan al PP

Hacienda denuncia múltiples ilegalidades en los 14 millones gastados en la visita del Papa a Valencia

Un nuevo informe remitido al instructor del 'caso Gürtel' asegura que la televisión pública valenciana adjudicó contratos de forma "aleatoria y subjetiva"

"La actuación desarrollada por el órgano gestor ha tenido por finalidad el gestionar y adjudicar todos los suministros y servicios de forma totalmente aleatoria y subjetiva, evitando el cumplimiento de los principios de publicidad, concurrencia, transparencia y objetividad". Un nuevo informe elaborado por Hacienda a petición del juez instructor del caso Gürtel en Madrid, Antonio Pedreira, pone de manifiesto las múltiples ilegalidades que cometieron los gestores de la televisión autonómica valenciana (RTVV) en la adjudicación de contratos durante la visita del Papa al V Encuentro Mundial de la Familia que se celebró en 2006.

Según el informe, la televisión valenciana se gastó durante la visita del Papa 14.713.940,75 euros. En los distintos contratos que se firmaron, se dio un "incumplimiento generalizado de los principios de publicidad y concurrencia" al adjudicar servicios o suministros "que por su cuantía deberían haberse tramitado mediante procedimientos de contratación abiertos o negociados y que se han adjudicado como contratos menores" fraccionando el objeto del contrato, procedimiento que "se ha utilizado de forma muy amplia".

La Unidad de Auxilio Judicial, encargada del informe, asegura además que los gestores de RTVV conocían con tiempo los servicios que debían contratar para cubrir la visita del Papa. Sin embargo, por falta de planificación "prácticamente todos los expedientes" se tramitaron mediante el procedimiento de urgencia con el objetivo de "vulnerar los principios de publicidad y concurrencia y los procedimientos de contratación".

La televisión autonómica, según el informe, tramitó 231 facturas de 97 proveedores diferentes por un importe de 1.431.452,94 euros. Además, gastó 218.660,85 euros en 183 contratos de personal por obra y destinó el grueso de su inversión, 13.038.809,47 euros, a once expedientes de contratación.

De estos, el mayor se lo adjudicó la constructora Teconsa por un valor cercano a los 7,5 millones. De ellos, tal y como publicó EL PAÍS el pasado mes de mayo, la trama Gürtel se quedó en comisiones ilegales más de un millón.