Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
ENCUESTA DE METROSCOPIA PARA EL PAÍS | Barómetro político, económico y social

El PP ganaría hoy las elecciones

Los populares se colocan 1,2 puntos por delante a pesar del escaso respaldo a su labor de oposición - La mayoría desaprueba la gestión de Zapatero y de Rajoy

Si hoy hubiera elecciones en España, ganaría el PP. Por poco (1,2 puntos), pero ganaría. Los ciudadanos no aprueban la gestión del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, aunque aprueban todavía menos la oposición realizada por Mariano Rajoy. La percepción de la crisis económica es contradictoria: el 81% cree que la situación es "mala o muy mala" y la mayoría cree que irá a peor, pero sólo uno de cada cinco españoles dice sufrir la crisis en carne propia.

Son algunas de las conclusiones de la encuesta elaborada por Metroscopia para EL PAÍS, realizada a partir de 505 entrevistas telefónicas los pasados 27 y 28 de abril y que incluye preguntas sobre el estado de ánimo de los españoles. El "tono vital" actual de la ciudadanía, advierten los responsables del sondeo, es más parecido al de los primeros años ochenta que al del inicio de la década de los noventa.

- Intención de voto. Cuando a los encuestados se les pregunta a quién votarían si las elecciones fueran hoy, las respuestas dan ganador al PSOE. Los socialistas aventajan en 3,2 puntos al PP en "intención directa de voto". Eso es, explican los responsables de Metroscopia, "la voz de la calle", y sirve para "captar el estado de opinión". Pero ese dato "debe ser interpretado con cautela, pues no siempre refleja todo lo que los electores piensan, sino sólo lo que deciden revelar al ser preguntados". Es decir, que muchos mienten, ocultan o cambian finalmente de opinión. Por eso la intención directa de voto siempre es cocinada por los encuestadores, introduciendo "técnicas correctoras" que dan lugar a la "estimación de voto probable", teóricamente más real. Es la diferencia entre lo que los ciudadanos dicen que votarán y lo que -en función de la experiencia de anteriores comicios- parece que acabarán votando.

Cocinadas las respuestas, el PP se coloca por delante de los socialistas: de celebrarse hoy las elecciones, el partido de Rajoy las ganaría con el 40,8% de los votos frente al 39,6% que obtendría el PSOE. Las últimas elecciones generales las ganó Zapatero por 3,6 puntos.

Incluso si sólo se atendiese a la intención directa de voto, sin cocinar, la ventaja actual de 3,2 puntos a favor del PSOE es mucho menor que la que arrojaba otra encuesta similar de Metroscopia hace sólo tres meses: entonces los socialistas le sacaban 7,6 puntos a los populares. En aquella ocasión no hubo datos cocinados.

- El Gobierno, mal; la oposición, peor. Los ciudadanos desaprueban mayoritariamente la gestión del presidente del Gobierno (49% frente a un 41% que la respalda), pero desaprueban bastante más la oposición liderada por el PP de Rajoy (60% frente a un 29% que la respalda). En cuanto a la percepción de la situación política actual en España, un 57% la ve "mala o muy mala" y un 22% la juzga "buena o muy buena". Son más pesimistas los votantes del PP (sólo un 1% cree que la situación es buena), aunque uno de cada tres votantes socialistas tampoco ve razones para el optimismo.

- Recelo ante los ministros nuevos. Metroscopia pide a los encuestados que valoren la gestión de siete de los 17 ministros; entre ellos, tres de los que se han incorporado tras la remodelación de Gobierno de principios de abril. Sólo tres de esos siete ministros obtienen una aprobación mayoritaria, aunque raspada: los de Defensa -Carme Chacón-, Interior -Alfredo Pérez Rubalcaba- y la vicepresidenta primera -María Teresa Fernández de la Vega-.

Elena Salgado, que dejó el Ministerio de Administraciones Públicas para ocupar la vicepresidencia segunda del Gobierno, recibe un mayor porcentaje de aprobaciones (34%) que de desaprobaciones (26%). El resto suspende el examen, aunque los encuestadores ven probable que "lo que realmente califique la ciudadanía sea su labor política previa a la llegada a sus actuales ministerios". Así, a Manuel Chaves -ex presidente de Andalucía y ahora vicepresidente de Política Territorial- le da el aprobado el 36% de los ciudadanos preguntados por Metroscopia, y le suspende el 38%. Y José Blanco, vicesecretario general del PSOE y nuevo ministro de Fomento, obtiene un 36% de crítica y un 30% de respaldo.

El caso más llamativo es el de Francisco Caamaño, ex secretario de Estado de Relaciones con las Cortes y nombrado en abril ministro de Justicia. Su gestión "no parece haber trascendido a la opinión pública", rezan las conclusiones de la encuesta. El 59% renuncia a calificarlo o considera que carece de elementos para juzgar; un 25% lo desaprueba y un 16% le da el aprobado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 3 de mayo de 2009