Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Necrológica:

Ramón de Algeciras, guitarrista de flamenco

Hermano de Paco de Lucía, tocó con él antes de retirarse

El pasado martes falleció en Madrid, tras larga y penosa enfermedad, Ramón Sánchez Gómez, más conocido por el sobrenombre artístico de Ramón de Algeciras, ciudad gaditana en la que había nacido hace setenta años. Era el hermano mayor de Paco de Lucía, y guitarrista profesional cuando éste todavía era un crío de cinco o seis años que entonces comenzaba a sacarles sonidos a las seis cuerdas.

Incluso él participó activamente en el primer aprendizaje de Paco, quien, cuando comenzó su actividad artística en compañía de otro hermano, Pepe, contó sin duda con el norte y guía de Ramón. La familia siempre formó una piña incondicional en que todos se arropaban mutuamente.

En aquellos tiempos, el gran pontífice del toque, sobre todo en el acompañamiento al cante, era Niño Ricardo, y como la gran mayoría de los guitarristas de su generación, también Ramón de Algeciras bebió de él. Nunca pretendió ser guitarrista de concierto -a diferencia de su hermano Paco-, pero en cambio se especializó en el acompañamiento a cantaores, y en menor medida a bailaores, modalidades en las que fue siempre uno de los guitarristas que más estimación mereció. Prueba de ello es el gran número de grabaciones que realizó con los más diversos artífices del cante, en las que vertió adecuadamente su toque preciso y ajustado.

Ramón de Algeciras comenzó muy joven su carrera profesional, entrando a formar parte en el año 1957 de una compañía de la que era cabecera de cartel Juanito Valderrama. Estuvo en la misma la friolera de 11 años, y para él aquella etapa fue como un sueño, puesto que en la misma compañía iba como primera guitarra su venerado Niño Ricardo. Y cuando llegó el momento en que Ricardo decidió abandonar la formación por alguna desavenencia con Valderrama, Ramón de Algeciras llegó a ocupar su puesto de primera guitarra, y lo desempeñó con entera solvencia.

En su larga trayectoria, Ramón de Algeciras ha acompañado a algunas de las más destacadas figuras del flamenco, como Antonio Mairena, Pepe Marchena, La Niña de los Peines, Pepe Pinto o Fosforito, entre otros. Pero, sin lugar a duda, en muchos apasionados del toque queda su recuerdo como guitarrista oficial de Camarón de la Isla, en la década de los setenta.

A su actividad como compositor y letrista se deben los temas Collar de cerezas, Bulerías flamencas, Almoraina, Tango de la vieja rica, La cueva del gato, Vivo pa' quererte, Siroco o Rosa María, con la que tantas veces acompañó a la voz de Camarón.

Entre 1966 a 1968, Ramón de Algeciras estuvo en el ballet de Antonio, y después ya enseguida Paco de Lucía comenzó con sus formaciones de sextetos para las que llamó como segundo guitarrista a Ramón, quien ya siempre permaneció al lado de su hermano mientras éste mantuvo ese formato en sus grupos. Entonces prácticamente Ramón se retiró del toque.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de enero de 2009