Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Necrológica:

Illinois Jacquet, saxofonista de jazz

En 1942 el tema Flying Home, de la orquesta de Lionel Hampton, se convirtió en un éxito importante y marcó una de las más sólidas bases sobre las que se desarrolló el inminente rhythm and blues y todas sus evoluciones posteriores, incluido el primigenio rock and roll. El incendiario solo de saxo tenor de ese tema es un clásico entre los clásicos mil veces imitado en obras posteriores. Su autor, Illinois Jacquet, falleció el pasado jueves a la edad de 81 años.

Un ataque al corazón ocurrido en su casa de Queens, en Nueva York, acabó con la vida del emblemático saxofonista que, a pesar de la edad, seguía en activo y liderando su propio grupo. Illinois Jacquet entró por la puerta grande de la historia del jazz por haber realizado a los 19 años el mencionado solo de Flying Home pero, a lo largo de sus más de 65 años de carrera profesional, realizó muchas otras cosas a archivar entre los grandes momentos del género.

Jean-Baptiste Jacquet nació en 1923 en Broussard, en el Estado norteamericano de Luisiana, hijo de padre criollo y madre sioux. En realidad, el sobrenombre Illinois viene de una palabra india que significa hombre superior.

A pesar de haber nacido en Luisiana y haber comenzado su carrera musical en California, Jacquet fue siempre considerado como uno de los mejores exponentes del estilo tejano de tocar el saxo tenor, un estilo volcánico e infeccioso que fue su marca de fábrica hasta el último momento. Una marca personal que el saxofonista fue dejando en grupos de tanto calado histórico como los de Count Basie o Cab Calloway, en la parte más clásica, o los de Dizzy Gillespie, Charlie Parker o Miles Davis, entre los más contemporáneos.

Jacquet también se había especializado en acompañar grandes voces; así, su saxo pudo oírse en infinidad de grabaciones junto a Billie Holiday, Ella Fitzgerald o Lena Horne.

Además de su producción discográfica, Jacquet deja un importante legado de más de trescientas composiciones, algunas como Robbin's Nest se han convertido ya en estándares jazzísticos.

Illinois Jacquet fue el primer músico de jazz nombrado artista residente en la Universidad de Harvard y, como anécdota curiosa, acompañó a un saxofonista llamado Bill Clinton interpretando el tema C Jam Blues en el baile inaugural de su presidencia, en la Casa Blanca en enero de 1993.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 29 de julio de 2004