ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 23 de octubre de 1997

Alemania busca empleo

Los principales partidos inician el debate sobre cómo acabar con el paro

  • "Queremos eliminar el paro masivo de la historia del siglo XXI" , asegura Lafontaine

Las dos principales fuerzas políticas de Alemania, la Unión Demócrata Cristiana (CDU), eje de la coalición gubernamental, y el Partido Social-Demócrata (SPD), tratan de demostrar, cada una por su lado, que son capaces de ofrecer soluciones para el, desempleo, que se perfila como el principal campo d . e batalla para las elecciones legislativas de 1998.Bajo el lema Cambio político en Alemania, Innovación y Justicia, los socialdemócratas han celebrado en Dortmund un congreso que, al igual que el reciente congreso de la CDU en Leipzig, estuvo marcado por el clima electoral. A diferencia de los demócratacristianos, que tienen a Helmut Kohl como candidato a canciller y a Wolfgang Schäuble como reserva, los socialdemócratas no han repartido aún papeles entre sus dos pesos pesados, Oskar Lafontaine, el presidente del partido, y Wolfgang Schroeder, presidente de la Cámara alta del Parlamento o Bundesrat.

Al margen de ese clima electoral, el gran debate de fondo en ambos congresos fue el paro. El desempleo afecta ya a 4,5 millones de personas en Alemania y los expertos económicos no pronostican mejoras. En la búsqueda de soluciones para este fenómeno, ambos partidos recurren a una buena dosis de retórica y a la combinación de elementos dentro de un conjunto limitado de ideas.

Para ello, el político pasó lista a los postulados de un programa mínimo para potenciar el crecimiento y la ocupación. Entre los puntos mencionados están eliminar los impuestos y contribuciones que lastran el empleo, incrementar la capacidad adquisitiva de los trabajadores mediante una reforma fiscal, hacer atractiva la protección del medio ambiente y el ahorro energético y luchar contra el trabajo clandestino y los delitos económicos y fiscales.

Por su parte, Wolfgang Schäuble, el presidente de la fracción de la CDU y los socialcristianos de la CSU, anunció el martes en Bonn la convocatoria de un congreso de carácter político y académico que estará dedicado al paro. El encuentro se celebrará el 18 de noviembre en Berlín bajo el lema Trabajo ara todos, nuevas iniciativas ara la promoción del empleo. Schäuble se pronunció a favor de una mayor participación de los Ayuntamientos en la solución del problema del paro y en la incorporación al mundo laboral de los desempleados crónicos.Durante el congreso de la CDU, Scháuble expuso un programa para luchar contra el paro basado en la diversificación de los puestos de trabajo con fórmulas más flexibles y a tiempo parcial.

En su informe mensual de octubre, el Bundesbank (banco central alemán) ha calificado el paro en Alemania de "intolerablemente alto" y ha exhortado a sindicatos y empresarios a continuar su política de moderación salarial. Recientemente, Oskar Lafontaine manifestó su apoyo a las consignas para acabar con esta política lanzadas por los líderes sindicales. Sin embargo, el líder socialdemócrata no ha vuelto a repetir esas manifestaciones y ha sido mucho más vago en relación con la política de concertaciones salariales.Según el Bundesbank, un aumento estable del poder adquisitivo no se puede regular en la mesa de negociaciones de empresarios y sindicatos, y sólo es posible mediante un incremento de los puestos de trabajo competitivos.El problema del paro, que afecta a un 11,7% de la población activa de Alemania, lastra sobre todo las regiones del Este, donde el desempleo llega al 19,2% de la población.

Los trabajadores del Este del país tienen unos ingresos brutos equivalentes al 73% de sus colegas en el Oeste, pero su contribución individual al producto interior bruto es de un 59% del nivel de sus colegas occidentales.Los costes salariales globales para los empresarios son, pues, superiores en el Este, y desde el año 1994 no ha habido prácticamente ningún progreso en este sentido, que haga más atractivas y rentables las inversiones en la antigua República Democrática Alemana (RDA).

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana